GALLEGOS EN LA ESCALERA | RETRATOS DE XURXO LOBATO

“Cuqui” Silva. Nuestro hombre en Europa

Un ejemplo de su carácter de persona entrañable es su práctica de acercarse a los alumnos del máster interesándose uno a uno por su procedencia y aspiraciones

José Manuel Silva en un viñedo de Chantada
José Manuel Silva en un viñedo de Chantada XURXO LOBATO

Aunque su trayectoria profesional siempre ha estado lejos de Galicia, José Manuel Silva es Gallego por nacimiento, devoción y práctica. Esta condición de gallego le facilitó, sin duda, ser director general de agricultura de la UE, pues como dice el propio Silva, “la distancia entre dos puntos nunca es la línea recta cuando se trata de llegar a un compromiso”. Y esto, en el momento de negociar la política europea con más solera, es un valor. Un gallego en la escalera ayuda a “sumar sensibilidades y a no excluir”.

Esa dualidad, agrónomo-silva, Chantada-Bruselas, DG Agricultura-DG Investigación, hijo-hija, alto cargo-trato afable, hablar-escuchar, muiñeira (de Chantada por supuesto)-ópera, Mr.Silva-“Cuqui”,… subir-bajar, son la prueba para un observador externo, del aforismo del gallego en la escalera, aunque seguro que él sabe qué dirección lleva, o qué “sentidiño” tiene. El maridaje Agricultura-(Investigación-Innovación)-Agricultura, le confiere a la importancia de los cargos la trascendencia de las sinergias que la investigación e innovación pueden aportar a su última etapa en la DG de Agricultura a la que ha vuelto en el año 2011, porque si es cierto que “Sine agricultura nihil” (sin agricultura nada), sin investigación-innovación, menos que nada.

En su práctica profesional si por cuestiones de agenda es necesario escoger (¿subir o bajar?), prefiere protagonizar una mesa redonda en un salón de actos con 800 ganaderos en crisis, antes que participar en la clausura de un cómodo evento junto a otras autoridades. En nuestros viajes compartidos hay siempre una pregunta recurrente, ¿porqué no se ven vacas en los prados gallegos?, acompañada de la argumentación que escuchó hace años a un ganadero neozelandés, “somos productores de hierba, no de leche”.

Peldaños

1949 Chantada

Ingeniero Agrónomo por la ETSI Madrid y diplomado en Comercio Exterior y en Administración de Empresas.

1971 ingresó al Ministerio de Comercio de España,

1986. Gabinete del Vicepresidente Manuel Marín en la UE

1987 trabajó en la Dirección General de Agricultura de la Comisión Europea, sucesivamente en las Divisiones de frutas y hortalizas transformadas, tabaco y vino, hasta que fue nombrado Director de cultivos extensivos en 1993.

1999 a 2005, Director General de Agricultura y Desarrollo Rural de la Unión Europea, cargo que vuelve a ocupar en la actualidad. Entremedio, desde 2006 a 2010, fue Director General de Investigación y Desarrollo de la Comisión Europea.

Un ejemplo de su carácter de persona entrañable es su práctica de acercarse a los alumnos del máster interesándose uno a uno por su procedencia y aspiraciones. De inmediato, reclama que se le trate como “Cuqui”. En los últimos días he contactado tres veces con él; Lima, Bruselas y San Petesburgo, acreditan por qué en su oficina se le conoce como “El Sr. Fog”

Nos conocimos en el Sesquicentenario del Colegio de Ingenieros Agrónomos de Galicia en 2005. Años después, durante una visita a la Escuela Politécnica Superior de Lugo planteó ante un grupo de investigadores su ofrecimiento y disponibilidad para colaborar con la EPS y nos animó a plantearle un proyecto global de interés para Galicia. Desde el Máster en Gestión Sostenible de la Tierra y del Territorio, recogimos ese guante y además de incorporarlo al plantel docente, planteamos una auténtica “task force”, ¿cómo mejorar la gestión de territorios como el gallego, fragmentado y diverso en lo físico (las parcelas, las tierras), económico (las explotaciones agroforestales) y social (abandono, despoblamiento, individualismo). La aceptó y en ello estamos trabajando. No siempre es fácil el entendimiento mutuo, pero constituye un lujo poder contar su experiencia, conocimiento, contactos y “sentidiño en la escalera”. El libro “Hambre de Tierras”, que nos regaló recientemente, escrito por su amigo Paolo di Castro (de raíces gallegas), es un buen ejemplo.

Lo que más afecta es lo que sucede más cerca. Para no perderte nada, suscríbete.
Suscríbete
Normas

Archivado En

Recomendaciones EL PAÍS
Recomendaciones EL PAÍS
Recomendaciones EL PAÍS