Selecciona Edición
Selecciona Edición
Tamaño letra
POLÍTICOS INVESTIGADOS

Cambados y Antas dieron obras a la empresa investigada por comisiones

El exsenador del PP Miguel Pampín aseguró en una grabación en poder del juez que alcaldes de ambos municipios habían recibido pagos de la constructora de su hijo

Edificios municipales ubicados en As Canteiras, en el municipio lucense de Antas de Ulla, en los que realizó obras Excamel.  PEDRO AGRELO
Edificios municipales ubicados en As Canteiras, en el municipio lucense de Antas de Ulla, en los que realizó obras Excamel. / PEDRO AGRELO

Los Ayuntamientos de Antas de Ulla y Cambados, ambos gobernados por el PP, adjudicaron a la constructora Excamel, SL —propiedad de Javier Pampín Vizcaíno, hijo del exalcalde de Melide y exsenador del PP, Miguel Pampín Rúa— tres obras durante el ejercicio 2010. Los tres contratos que suman un importe de 384.816 euros se tramitaron por el procedimiento negociado y sin publicidad, según consta en el Diario Oficial de Galicia, en el Boletín Oficial de la Provincia de Pontevedra y en la propia web del Ayuntamiento de Cambados.

Ambos Ayuntamientos aparecen citados en una grabación que investiga el juzgado de Arzúa y en la que Pampín Rúa revela a un socio de su hijo que la constructora pagó “comisiones” presuntamente ilegales tanto al alcalde de Antas de Ulla, Javier Varela, como al exregidor de Cambados, José Manuel Cores Tourís. En esa charla, Pampín Rúa detalla a un socio de su hijo (Francisco Javier Parrado, la persona que presentó la grabación en el juzgado aunque posteriormente trató de retirar la denuncia) una serie de pagos realizados por Excamel durante los ejercicios 2010 y 2011. En un momento de la conversación en el que repasa apuntes contables de 2010, Pampín Rúa cuenta a Parrado: “11.000 son del alcalde de Antas, ya sabes que se hicieron varios pagos” (...) “y 9.000 fueron para Cambados, para el alcalde no, para Tourís”.

José Manuel Cores Tourís, que había abandonado la alcaldía de Cambados en 2009, era en 2010 delegado de la Xunta en Pontevedra, después de que el presidente de la Xunta, Alberto Núñez Feijóo lo aupase a ese puesto poco después de llegar al poder. Dimitió de ese cargo la pasada semana para ser candidato a las elecciones gallegas en las listas del PP de Pontevedra, donde ocupa el puesto número siete.

Según consta en la página web del Ayuntamiento de Cambados, la contratación de Excamel la firmó el sucesor de Cores Tourís, Luis Aragunde, el 31 de marzo de 2010. La junta de gobierno local en sesión extraordinaria recurrió al “procedimiento negociado sin publicidad” para adjudicar provisionalmente a esta constructora un contrato que tenía por objeto “la rehabilitación y mejora de centros de servicios deportivos en Cambados y Burgáns” por un importe de 112.558 euros.

El otro alcalde mencionado en la grabación en poder del juez, el de Antas de Ulla, Javier Varela, adjudicó a Excamel otros dos contratos, ambos por el procedimiento negociado y sin publicidad. Primero le encomendó la “dotación de infraestructuras, mejora y conservación del área de especial interés de Augas” por 186.586 euros, en un contrato adjudicado el 27 de mayo de 2010. Y en una segunda encargó a la misma constructora la “puesta en valor y mejoras de los edificios en propiedad municipal sitos en As Canteiras” por 83.572 euros.

La constructora del hijo del exalcalde de Melide recibió encargos de la sucesora de Pampín Rúa al frente de este Ayuntamiento coruñés, la nacionalista Socorro Cea. El Ayuntamiento de Melide también recurrió a Excamel el 17 de agosto de 2010 para “reformar y acondicionar el pavimento y entorno de las vías rurales de las parroquias de Golán y Orois”. El presupuesto de la obra, que se financió con fondos de la Diputación de A Coruña, ascendió a 90.671 euros, IVA incluido.

Toques, otro municipio de la comarca gobernado por el Partido Popular, adjudicó asimismo contratos a esta constructora por 137.999 euros. En el objeto del encargo reza: “Obra Camino a Outeiro (Santa Uxía) y otros”.

 

Cambios en la sociedad

La firma Excamel, SL estuvo participada durante todos estos años por Miguel Pampín Vizcaíno —hijo del exsenador y exalcalde de Melide, Miguel Pampín Rúa—, propietario del 50% de las acciones, y por otros dos socios que se repartían el resto del capital, cada uno con un 25%. Fue precisamente uno de ellos, Francisco Javier Parrado Louzao, quien acudió al juzgado de Arzúa con la grabación (de esa charla en la que él mismo participaba junto al exalcalde de Melide y un tercer interlocutor a quien ambos llaman “Pisón”) y presentó su denuncia.

La juez llegó a fijar una vista el pasado 18 de julio para transcribir la cinta en presencia de denunciante y denunciado pero nunca se celebró porque un día Francisco Javier Parrado regresó al juzgado para retirar su denuncia. Trece días después de volverse atrás, se desencadenaron los cambios en el accionariado de la sociedad. Parrado traspasó sus acciones a Miguel Pampín Vizcaíno, hijo del alcalde de Melide, y abandonó su cargo de administrador mancomunado. Lo mismo que hizo el tercer socio de la constructora.

Desde el 30 de julio, el 100% de Excamel es propiedad de Pampín Vizcaíno, que además se ha convertido en administrador único, según la documentación que obra en el Registro Mercantil.