Selecciona Edición
Entra en EL PAÍS
Conéctate ¿No estás registrado? Crea tu cuenta Suscríbete
Selecciona Edición
Tamaño letra

Grabaciones en poder del juez vinculan a un candidato del PP con comisiones

El exalcalde de Melide Miguel Pampín asegura que la empresa de su hijo hizo pagos al exdelegado de la Xunta Cores Tourís y al alcalde de Antas de Ulla

José Manuel Cores Tourís, exdelegado de la Xunta en Pontevedra y candidato del PP por esa provincia.  C. PUGA
José Manuel Cores Tourís, exdelegado de la Xunta en Pontevedra y candidato del PP por esa provincia. / C. PUGA

El juzgado de Arzúa investiga una grabación en la que el exsenador y anterior alcalde popular de Melide, Miguel Pampín Rúa, desvela a un socio de su hijo que la constructora de ambos pagó “comisiones” a distintos cargos del PP supuestamente a cambio de obras. La cinta que reproduce esas conversaciones la entregó al juez Francisco Javier Parrado Louzao, hasta el pasado julio socio en la constructora Excamel SL, de un hijo del exsenador del PP y exalcalde de Melide. En esa charla es el propio Pampín Rúa quien asegura que la constructora de su hijo pagó distintas cantidades al alcalde de Antas de Ulla, Javier Varela, y al exdelegado de la Xunta y alcalde de Cambados hasta 2009, José Manuel Cores Tourís, ambos del Partido Popular.

Un socio del exregidor de Melide llevó la cinta al juez y luego retiró la denuncia

El escrito y las pruebas aportadas motivaron la apertura de una investigación por supuestos delitos de cohecho y prevaricación en el juzgado de Arzúa que llegó a fijar una vista el pasado 18 de julio para transcribir la conversación en presencia de los implicados. No llegó a producirse porque la víspera de esa cita el denunciante regresó al juzgado para retirar la querella. La grabación de la charla —en la que participan Francisco Javier Parrado, el exalcalde de Melide Pampín Rúa y un tercer interlocutor al que ambos aluden como Pisón— y por tanto los supuestos indicios delictivos siguen en la mesa de la juez, que debe decidir si continúa adelante con el caso y abre una investigación de oficio. Según fuentes conocedoras de la denuncia finalmente retirada, la cinta reproduce una charla acalorada entre Francisco Javier Parrado y Pampín Rúa en la que ambos discuten por “asientos contables” de los ejercicios 2010 y 2011 de Excamel, adjudicataria de obra pública.

“9.000 fueron para Cambados, para Tourís”, dice Pampín en la grabación

En la discusión es el propio Pampín Rúa —que, según el Registro Mercantil no tiene ningún cargo en la constructora de su hijo, Miguel Pampín Vizcaíno— quien va explicando uno por uno los movimientos de las cuentas. En un momento de la conversación, el exsenador del PP explica que distintos pagos se corresponden con “comisiones”. Pampín Rúa cita distintas cantidades de dinero que la constructora supuestamente entregó al alcalde de Antas de Ulla, el popular Javier Varela, y a José Manuel Cores Tourís, exregidor de Cambados, delegado de la Xunta hasta poco antes de la campaña, cuando dimitió para concurrir como candidato del PP en las listas de las autonómicas, en las que ocupa el séptimo puesto por Pontevedra. En la grabación el exsenador del PP explica al socio de su hijo: “9.000 fueron para Cambados, para el alcalde, no, para Tourís”. Entre ruidos de papeles, en otro momento de la discusión, Pampín Rúa asegura: “11.000 son del alcalde de Antas [...] ya sabes que se le hicieron varios pagos”. En otros momentos de la charla el exalcalde de Melide y el socio de su hijo aluden a “pagos en B” para explicar la contabilidad de Excamel.

Trece días después de retirar, la denuncia el pasado 17 de julio, el denunciante, Francisco Javier Parrado Louzao, salió del accionariado de Excamel (donde, según el Registro Mercantil, tenía entonces el 25% de la sociedad) y abandonó el cargo de administrador mancomunado en la firma. El mismo movimiento y en la misma época lo protagonizó un tercer socio de la constructora, que también abandonó el accionariado y su cargo como administrador mancomunado.

Las acciones de ambos en la constructora fueron a parar al hijo del exalcalde de Melide, Miguel Pampín Vizcaíno, quien incrementó su participación desde el 50% hasta el 100% en Excamel. Pampín Vizcaíno, socio de su padre en una tercera sociedad (Grupo Compostela Construcción, Energía y Servicios), es también desde el 30 de julio el administrador único de Excamel.

“Facturas antes de la adjudicación”

En la hora y media larga que dura la conversación en poder del juez, tanto el exsenador y anterior alcalde de Melide, Miguel Pampín Rúa, como Francisco Javier Parrado Louzao, el socio de su hijo, hacen repaso en voz alta de la contabilidad de Excamel. Es Pampín Rúa quien va enumerando decenas de asientos contables de los ejercicios 2009 y 2010 y quien durante el repaso alude en varias ocasiones a “facturas en B”. En un momento de la discusión, Pampín Rúa trata de explicar el destino de 5.600 euros que salieron de la constructora y le espeta al socio de su hijo: “5.600 para los portugueses que te llevaste tú, Javier”. A lo que este responde: “Yo a los portugueses no los vi delante”. El propio Javier, autor de la denuncia finalmente retirada, admite que sí pero que no fueron 5.600 sino “3.000”.

En ningún momento de esa charla a tres se cita la palabra “euros” u otro tipo de moneda al hablar de las cantidades. No lo hacen ni Pampín Rúa ni Francisco Javier Parrado ni el tercer interlocutor que interviene en contadas ocasiones y al que ambos aluden como Pisón.

Durante los minutos previos a la llegada de Pampín Rúa al lugar del encuentro es Francisco Javier Parrado quien habla advierte a Pisón entre ruidos de papeles: “Fíjate, antes de la adjudicación ya presentaron las facturas”.