Selecciona Edición
Conéctate
Selecciona Edición
Tamaño letra

Un estudio fija en siete millones el ahorro para los usuarios de la línea 2 del Tram

El instituto Ineca y la Universidad de Alicante exigen al Consell la puesta en marcha de la línea

El retraso en la puesta en marcha de la línea 2 del tranvía de Alicante, que debe conectar el centro de la ciudad con el campus de Sant Vicent del Raspeig, sigue levantando voces críticas. El Instituto de Estudios Económicos y la Universidad de Alicante (UA) han exigido hoy al Consell la puesta en marcha de esta línea, terminada desde hace casi dos años y en la que la Generalitat ha invertido más de 100 millones de euros. Un estudio titulado Impacto Socioeconómico del Tram en el área metropolitana de Alicante, coordinado por el profesor de la UA Armando Ortuño estima que los usuarios ahorrarían siete millones de euros con la puesta en marcha de esta infraestructura.

El estudio, realizado a propuesta de Ineca, explica que de ponerse en marcha la línea, en 2015 se sumarían 2,7 millones de viajes que ahora se realizan en transporte privado. A esta cifra se unirán otros tres millones de trayectos procedentes del autobús. La línea, según dicho informe, tendría seis millones de usuarios, que ahorrarían dos millones de euros. Esta cifra se eleva hasta los mencionados siete millones de euros si se tienen en cuenta los ahorros de tiempo y de dinero.

El rector de la UA, Manuel Palomar, ha reiterado la importancia de la puesta en marcha de esta infraestructura para la universidad y también para el área próxima "sobre todo en estos momentos económicos tan difíciles".

También hoy ha exigido la puesta en marcha de esta infraestructura el portavoz adjunto del Grupo Municipal Socialista (GMS), Manuel Marín. "Ya hace más de un año y medio del teatro triunfal de inauguración que realizaron en plena campaña electoral el consejero de Infraestructuras y las alcaldesas de San Vicente y Alicante y desde entonces las únicas noticias que tenemos son los inaceptables retrasos por parte de una consejería que está demostrando estar únicamente preocupada por los intereses privados".