El promotor defenderá en la UE la legalidad de las torres de Benidorm

Compromís y EU reclaman su demolición y la recuperación del litoral

Una vista de las torres de Benidorm que el Tribunal Supremo ha considerado ilegales.
Una vista de las torres de Benidorm que el Tribunal Supremo ha considerado ilegales. ROSA FUSTER

El promotor de los Gemelos 28, una pareja de rascacielos de 21 alturas cuya construcción en primera línea del Racó de l’Oix de Benidorm fue declarada ilegal por el Tribunal Supremo (TS) el pasado 23 de julio, declinó ayer dar explicaciones sobre el futuro que espera a ambos bloques hasta que no complete la ronda de contactos que inició ayer con el Consistorio benidormense y se reúna con representantes del Consell y del Gobierno central.

En su defecto, la alcaldesa en funciones, Gema Amor, que ayer mantuvo un encuentro con representantes de Edificaciones Calpe —del grupo Ballester— que los levantó, aclaró a los periodistas que los planes del promotor pasan por solicitar una aclaración de la sentencia, presentar un recurso de revisión en el mismo TS, un recurso de amparo en el Tribunal Constitucional y, si hiciera falta, acudir al Tribunal Europeo de Derechos Humanos de Estrasburgo.

Fue la misma Amor quien explicó que Gemelos 28 cuenta con seis resoluciones judiciales favorables, dos de ellas del Tribunal Superior de Justicia de la Comunidad Valenciana, pero declinó pronunciarse sobre la determinación que adoptará el Ayuntamiento de Benidorm porque “oficialmente no tenemos la notificación de la sentencia”, aunque añadió que habían pedido informes técnicos sobre sus términos. En los mismos términos se pronunció un portavoz de la Consejería de Infraestructuras, Territorio y Medio Ambiente, que expidió en 2005 la autorización definitiva para iniciar las obras y contra quien actuó en el Supremo la Abogacía del Estado.

La empresa quiere solicitar una aclaración de la sentencia

El Síndic de Compromís, Enric Morera, arremetió duramente contra la construcción de Gemelos 28. “La justicia ha hablado y el Algarrobico valenciano debería desaparecer por el bienestar de todos los valencianos y la recuperación de nuestra costa”, dijo. Morera presentó un recurso de alzada en abril de 2009 contra el desestimiento del Gobierno de continuar con la expropiación de la parcela iniciada en 2007, aunque el Ministerio de Medio Ambiente no lo desestimó hasta el 4 de julio, más de tres años después.

En la misma línea, el portavoz adjunto de EU, Lluís Torró, afirmó que al Consell “no le queda otra salida que prever la restauración de la zona como estaba antes de la construcción de un monstruo de dimensiones descomunales, con una tramitación que ahora se demuestra viciada por intereses especulativos”.

Lo que más afecta es lo que sucede más cerca. Para no perderte nada, suscríbete.
Suscríbete

Pero el promotor interpreta que ha actuado dentro de la legalidad y que no es más que un perjudicado por la sentencia, por lo que podría optar por presentar en el juzgado una reclamación patrimonial, que llevaría implícita la petición de una millonaria indemnización, por el anormal funcionamiento de la Administración.

“No hay alcalde que se atreva a demoler”

“No creo que haya ningún alcalde de Benidorm que se atreva a demoler un edificio de estas características”. Así de contundente se manifestó la alcaldesa accidental de Benidorm, Gema Amor, tras reunirse este miércoles por la mañana con representantes de la empresa promotora de las torres Gemelos 28.

Los vecinos de ambos bloques, habitados desde hace un año, se expresaron con la misma tranquilidad tras haber recibido hace dos semanas una carta de Edificaciones Calpe, la empresa que les vendió su casa, notificándoles la sentencia y citándolos a una reunión que se celebrará el 31 de agosto.

“Nos han dicho que quienes hayamos comprado la vivienda antes de la sentencia [del Tribunal Supremo] lo tenemos todo bien y legal”, comentó Ramil, de nacionalidad rusa, quien adquirió su apartamento en septiembre del año pasado.

Otro de los vecinos, al salir del garaje con un coche de 70.000 euros, aseguró sin siquiera parar su vehículo que “la única ley que hay en España es el registro de la propiedad, y si dice que está todo bien…”. Aunque nadie conoce con exactitud las consecuencias que podrá tener la anulación de la autorización para construir ambas torres que el Consell le otorgó al promotor en 2005, la mayoría de los propietarios de viviendas están tranquilos. Nunca antes en Benidorm, una ciudad donde se suceden las irregularidades urbanísticas, se ha producido una demolición.

Sin embargo, si se confirma en los términos actuales la sentencia del TS, el Gobierno deberá aplicar a esta construcción la nueva Ley de Costas, cuyo anteproyecto fue aprobado por el Consejo de Ministros el pasado mes de julio. El Supremo confirma que los bloques se han levantado en la servidumbre de tránsito y protección del dominio público marítimo terrestre y ni siquiera podrían mantenerse con una concesión de la propiedad porque las prórrogas previstas en el nuevo texto, de hasta 75 años, son para concesiones anteriores, y no es el caso.

La misma vicepresidenta, Soraya Sáenz de Santamaría, defendió la “tolerancia cero” frente a las agresiones a la costa mediante una cláusula antialgarrobicos que actuara frente a los acuerdos municipales contrarios a la ley, como ha sucedido con Gemelos 28 en Benidorm.

Normas

Archivado En

Recomendaciones EL PAÍS
Recomendaciones EL PAÍS
Recomendaciones EL PAÍS