Selecciona Edición
Conéctate
Selecciona Edición
Tamaño letra

Madrid se jugará con Cataluña el proyecto de EuroVegas este fin de semana

Una delegación catalana defenderá su candidatura el sábado en Las Vegas

Madrid, con Manglano a la cabeza, lo hará un día después

Montoro afirma que las normas fiscales, financieras y laborales "son revisables"

Simancas le pide al Gobierno "rigor, prudencia y que no juegue con la angustia" de los parados

Montoro, en la sesión de control en el Congreso. Ampliar foto
Montoro, en la sesión de control en el Congreso. EFE

El pulso entre Madrid y Cataluña por albergar el centro de ocio y de congresos conocido como EuroVegas se decidirá este fin de semana. Una delegación catalana se reunirá con el equipo de trabajo del millonario millonario estadounidense Sheldon Adelson el sábado y, al día siguiente, hará lo propio la que Esperanza Aguirre enviará para tratar unas negociaciones que se remontan a 2008. La empresa estadounidense Las Vegas Sands ha anunciado que antes del verano dará a conocer si el proyecto recala en España y, de hacerlo, cuál emplazamiento prefiere.

“Este fin de semana va a ser importante, por parte nuestra acudirán a Nevada el consejero de Economía y Hacienda, Percival Manglano; el presidente de PromoMadrid, Jesús Sáenz; y el secretario general del Gobierno, José Luis Martínez”, ha explicado al mediodía la presidenta regional tras el cónclave del Comité de Dirección del PP en Génova. “Allí examinarán a fondo las dos candidaturas… Lo importante es que venga a España”, ha proseguido Aguirre, confiada en el proyecto y condiciones que pondría sobre la mesa el Ejecutivo de la Puerta del Sol.

"Un lugar atractivo para la inversión"

Apenas unas horas antes, el Gobierno había abierto la puerta a flexibilizar algunas leyes para favorecer al proyecto tras haber dicho no a la idea lanzada por Aguirre de crear una "isla legislativa y fiscal" en Madrid para posibilitar la instalación del macrocasino. El ministro de Hacienda, Cristóbal Montoro, afirmó a primera hora de la mañana en el Congreso, a propósito del polémico megacomplejo de ocio, que las normas fiscales, financieras y laborales son "en un futuro por supuesto revisables" si ello facilita la inversión extranjera y la creación de empleo. 

Preguntado en la sesión de control al Gobierno por el diputado socialista Rafael Simancas, quien pidió al Gobierno "rigor, prudencia y que no juegue con la angustia de cientos de miles de parados en Madrid y Barcelona", Montoro sentenció que "la intención del Gobierno es hacer de España un lugar atractivo para la inversión internacional", informa Servimedia.

Para ello, indicó, "necesitamos competir en el marco fiscal y financiero y hacer atractiva la legislación laboral para crear empleo" con el fin de que los grandes inversores internacionales nos vean con confianza como se merece España". "A partir de ahí", agregó, "nada más lejos de este Gobierno que conceder patentes de corso". El ministro explicó que España tiene unas "normas claras, sujetas a las normativas europeas" que, sin embargo, "son en un futuro, por supuesto, revisables y modificables, siempre para atraer las inversiones y para favorecer el empleo", y al respecto, "el Gobierno está dispuesto a favorecer esa creación de empleo".

Unas horas después, la presidenta ha valorado muy positivamente este anuncio del ministro. “¡Uy qué buena noticia!”, se ha alegrado Aguirre. "Quizás se habiliten espacios para fumadores, puede haber muchas soluciones. Yo creo que la decisión se va a tomar pronto", ha vaticinado la presidenta de Madrid.

Lo que dan... y lo que piden

La empresa promete invertir hasta 18.800 millones de euros de aquí a 2022, lo que permitiría crear según sus cálculos 164.000 empleos directos y 97.000 indirectos, informa Bruno G. Gallo. Según el proyecto que facilitó a las autoridades locales y regionales madrileñas, el complejo contará con 12 resorts (36.000 habitaciones), seis casinos (1.065 mesas y 18.000 recreativas), nueve teatros, hasta tres campos de golf, un escenario con 15.000 butacas... La construcción sería progresiva: cuatro resorts cada dos años. Un tercio de los ingresos del complejo provendrían del juego.

A cambio, ha pedido una profunda reforma legal que incluye cambiar el Estatuto de los Trabajadores para relajar la “rigidez de los convenios colectivos” y la Ley de Extranjería para acelerar la concesión de permisos de trabajo; dos años de exención total o casi total del pago de las cuotas a la Seguridad Social y de todos los impuestos estatales, regionales y municipales; que el Estado sea garante de un préstamo de más de 25 millones de euros que solicitaría al Banco Europeo de Inversiones; y nuevas infraestructuras (metro, cercanías, carreteras, conexión con el AVE).

También quiere que la autonomía y ayuntamiento correspondiente le ceda todo el suelo público que poseen en la zona, “reubiquen las viviendas protegidas en otros emplazamientos” y expropien el suelo que esté en manos privadas. Pide una ley que le garantice exclusividad y ventajas fiscales durante 10 años. Que se permita a menores y ludópatas reconocidos entrar en los casinos, en cuyo interior se podría además fumar.

Busca cambiar además la ley de prevención de blanqueo de capitales para que solo se obligue a identificar al cliente a la entrada del casino y cuando quiera cambiar fichas por más de 2.000 euros. E instaurar un sistema de intermediarios que en los casinos de esta empresa en Macao (China) parece haber caído en manos de la mafia. Empresa y Ayuntamiento de Madrid se han reunido ya más de una decena de veces, según ha podido saber EL PAÍS y, según el Consistorio, conocen las "líneas rojas".

Sigue con nosotros la actualidad de Madrid en Facebook, en Twitter y en nuestro Patio de Vecinos en Instagram