Selecciona Edición
Conéctate
Selecciona Edición
Tamaño letra
infraestructuras

Vilanova y Benlloch reclaman cifras millonarias al aeropuerto de Castellón

La sociedad Aerocas que preside Carlos Fabra alega que no está sujeta a licencia urbanística

Vista aérea del aeropuerto de Vilanova d’Alcolea, en Castellón.
Vista aérea del aeropuerto de Vilanova d’Alcolea, en Castellón.

Los ayuntamientos de Vilanova d’Alcolea y Benlloch en cuyos terrenos se ha construido el aeropuerto de Castellón batallan en los tribunales para que la empresa constructora y promotora pague la millonaria licencia de obra y de actividad que reclamaron hace más de tres años, cuando las obras llegaban a su recta final. La batalla viene de lejos. En noviembre de 2008 el Ayuntamiento de Benlloch aprobó en pleno requerir a Aerocas y a la ahora exconcesionaria de las obras, Concesiones Aeroportuarias, el pago de la licencia de obras y de actividad del aeropuerto. El Ayuntamiento de Vilanova hizo lo mismo en el pleno de febrero de 2009.

 Antes, lo único que existía era un acuerdo por el que cada municipio recibiría un millón de euros en compensación por las obras. Y esta decisión molestó tanto al presidente de Aerocas, Carlos Fabra, que anunció la congelación del acuerdo.

Los ayuntamientos recurren una primera sentencia desfavorable

La decisión de si el aeropuerto debe o no pagar esta licencia que se prevé millonaria se dirimirá en el Tribunal Superior de Justicia de la Comunidad Valenciana después de que ambos ayuntamientos hayan recurrido una primera sentencia dada a conocer ahora que ha dado la razón a Aerocas.

La empresa pública presentó un contencioso en el que alegaba que las obras se autorizaron en 2002 y comenzaron en 2004. La petición de la licencia llegó cinco años más tarde, después de que en las elecciones locales la Agrupació Vilanova Independient (AVI) arrebatara la alcaldía al Partido Popular. Aerocas recuerda en su alegación que “es evidente que la resolución recurrida (la decisión plenaria) es una reacción frente a un convenio de compensaciones que el Ayuntamiento no comparte”. Además, sostiene que “el aeropuerto no está sujeto a licencia”, puesto que es una obra de interés general y sujeta a ordenación territorial y no urbanística.

Dos sentencias del juzgado Contencioso-Administrativo número 2 de Castellón les han dado la razón pero sin pronunciarse sobre si el aeropuerto está sujeto o no a licencia de obras. En ambos casos, el tribunal considera el requerimiento municipal nulo porque el consistorio lo hace sin ordenar la paralización de las obras para exigir el pago de la tasa.

“Cuando pedimos la tasa las obras estaban casi terminadas y no creíamos que fuera conveniente paralizarlas”, dice el edil de Urbanismo de Vilanova, Joaquín Laborda. Y recuerda que el mismo fallo apunta que el alcalde puede requerir la licencia siempre que no hayan transcurrido más de cuatro años desde la terminación de las obras.

 

Más información