Selecciona Edición
Conéctate
Selecciona Edición
Tamaño letra

Nuestros periodistas recomiendan de forma rigurosa e independiente productos y servicios que puedes adquirir en Internet. Cada vez que compras a través de algunos enlaces añadidos al texto, EL PAÍS recibe una comisión. Lee aquí nuestra política comercial.

El HTC más dulce

El último terminal de HTC, el One A9, destaca por incluir la última versión del sistema operativo de Google: Android 6.0 Marshmallow, pero su precio es elevado

Un breve repaso a la historia de HTC descubre una estrecha relación entre la firma y Google: puso a la venta el primer Android (HTC Dream) en el año 2008, y fue la creadora del primer móvil de Google bajo su marca Nexus (Nexus One) en 2010. Por eso no sorprende que sea la primera firma comercial en seguir la estela de los Nexus al lanzar un smartphone con Android 6.0 Marshmallow, el modelo HTC One A9. Su filosofía es clara: se centra en el software con el objetivo crear una experiencia de usuario óptima.

COMPRA ONLINE EL HTC A9

Tamaño: 14,6 x 7,1 x 1 cm. Pantalla de 5 pulgadas.

Destacamos: peso de 143 gramos, almacenamiento de 16 gigabytes y cámara trasera de 13 megapíxeles.

Desde 269€ en Amazon

Pionero

Valoración

One A9.
One A9.
  • Calidad-precio: 3 sobre 5
  • Diseño: 5 sobre 5.
  • Innovación: 3 sobre 5.
  • Manejo: 4 sobre 5.
  • Extras: 3 sobre 5.

Veredicto: neutro.

Android 6.0 Marshmallow dispone de algunas funciones muy interesantes para el día a día: coloca las apps por orden alfabético; integra de forma más eficaz el asistente virtual Google Now para así encontrar de forma más sencilla contenidos relacionados con las tareas que se hacen en el dispositivo; una función llamada Doze apaga automáticamente las apps que más consumen cuando el teléfono está en reposo; y añade el soporte nativo de los sensores de huella dactilar. Además, esta versión del sistema operativo ofrece la posibilidad de configurar una tarjeta microSD como almacenamiento interno del terminal y guardar en ella apps, juegos, música y películas.

HTC mantiene en este terminal su característico interfaz de personalización HTC Sense aunque, en esta ocasión, ha optado por reducirlo al máximo y acercarse a la experiencia Android pura. Para conseguirlo, esta capa de personalización se ha limitado a algunas modificaciones en la interfaz y una selección de aplicaciones mucho más reducida que en otros móviles de la firma. Y es que ha dado prioridad a las apps nativas de Google (Mail, Music...) en lugar de a las propias, que ahora están disponibles para su descarga desde Google Play.

La hoja de características técnicas del HTC One A9 le impide competir con los mejores smartphones del mercado

La hoja de características técnicas del HTC One A9 le impide competir con los mejores smartphones del mercado, aunque el uso de Android 6.0 es determinante para mejorar su funcionamiento. En concreto, incluye un procesador Qualcomm Snapdragon 617 con ocho núcleos y prestaciones discretas. Su integración no repercute excesivamente en el rendimiento del dispositivo. Las limitaciones más acusadas se dan en el uso de apps de grandes requerimientos. Por lo demás, ofrece un funcionamiento fluido. Le acompañan una memoria RAM de dos gigas y una memoria interna de 16 gigas, ampliable a través de tarjetas microSD.

Su batería no es extraíble y tiene una capacidad de 2.150 mAh. Traducido a horas de autonomía, llega apurado al final de la jornada. Es más: si el uso es intensivo, es necesaria una carga adicional. Como contrapartida, presume de brindar soporte para el cargador HTC Rapid Charger 2.0 que proporciona una carga un 75% más rápida que otras alternativas, y de su compatibilidad con la carga inalámbrica de Qualcomm, aunque no incluye ninguno de estos cargadores de serie.

Parecidos razonables

Lo mejor y lo peor

Lo mejor:

- Pantalla

- Versión de Android

- Sonido

Lo peor:

- Elevado precio

- Autonomía

Uno de los aspectos más destacados del HTC One A9 es su diseño. A simple vista, las comparaciones con el iPhone 6 (y 6s) son inevitables: un tamaño similar, bordes redondeados, la cámara en relieve, el altavoz inferior... HTC intenta alejarse de estas similitudes y define su enfoque como Metalmorphics: una evolución de lo visto hasta ahora en sus terminales que se inspira en la belleza del entorno y añade un acabado metálico. Disponible en tono Carbon Grey (en otros mercados se comercializa en más acabados), presume de una estructura metálica fabricada en una sola pieza que ofrece un agarre cómodo. Además, es ligero, compacto y su grosor se sitúa en solo siete milímetros.

Su pantalla tiene un tamaño de cinco pulgadas y se caracteriza por la integración de un panel AMOLED con resolución Full HD. Este tipo de superficie se caracteriza por proporcionar unos negros más puros y colores intensos. Estos beneficios se perciben a la perfección en el caso del móvil de HTC, con tonos brillantes y vivos y un buen contraste. Está recubierta de una lámina Gorilla Glass 4, que la protege de los arañazos y rozaduras accidentales.

Bajo esta pantalla, se encuentra un botón de inicio de tipo capacitivo, es decir, que reconoce el tacto pero que no se puede pulsar. En él se integra un lector de huellas que ofrece una respuesta realmente rápida al situar el dedo y que permite hacerlo en diferentes ángulos con similares resultados. En total, es posible establecer hasta cinco huellas diferentes.

El resto de controles del terminal son los clásicos: control de volumen y encendido-apagado, esculpido con un patrón característico que ayuda a reconocerlo nada más posar el dedo sobre él. Ambos están situados en el lateral derecho, mientras el izquierdo se reserva para las tarjetas de memoria y nanoSIM, y el inferior para el puerto microUSB y la conexión de los auriculares.

Va de fotos

Otras opciones de la competencia

- Samsung Galaxy S6

- LG G4

- Sony Xperia Z5

- HTC One M9

La cámara frontal del HTC One A9 dispone de resolución Ultrapixel (siguiendo la terminología de la firma) o, lo que es lo mismo, sus píxeles tienen un tamaño mayor del habitual. Esta diferencia de dimensiones hace que capture más luz (hasta un 300% según la firma) y que, por lo tanto, las imágenes sean más brillantes.

En cuanto a la cámara trasera, se ha situado centrada en la carcasa, bien pegada al borde superior. Al no ser una ubicación habitual, es muy probable que los primeros días resulte fácil tapar la lente con el dedo al tomar fotografías apaisadas. Su sensor ofrece 13 megapíxeles de resolución en las imágenes con formato 4:3 (se reducen a 10 al optar por las panorámicas), e incluye un estabilizador óptico de imagen para evitar que las fotografías salgan borrosas.

Los resultados al emplear el modo de captura automático son positivos, aunque no excelentes. Esto cambia cuando se utiliza el modo Pro, que permite realizar ajustes en el enfoque, el tiempo de exposición, la sensibilidad, la compensación de la exposición y el balance de blancos. En esta configuración es posible usar la captura en formato Raw, que consigue aumentar el detalle y las posibilidades de edición. De hecho, las fotografías pueden mejorarse desde el propio dispositivo. Y aunque en general el funcionamiento es ágil, cuando se trata de imágenes en este formato los procesos tienden a ralentizarse.

One A9. ampliar foto
One A9.

Esta cámara graba vídeo con resolución Full HD y ofrece la posibilidad de multiplicar la velocidad de los fotogramas por 12 con el modo Hyperlapse, o reducirla si se utiliza la cámara lenta. Luego, crear una película combinando los cortes es tan sencillo como recurrir a HTC Zoe, una aplicación para crear y compartir vídeos que ya viene precargada.

Desde el punto de vista multimedia, resta hablar del sonido. Hasta ahora, la gama HTC One incorporaba dos altavoces para ofrecer audio estéreo. En este caso, se ha reducido su presencia a uno, aunque su salida de audio está certificada por Dolby Audio Surround, es compatible con el audio HiRes e incorpora un DAC de 24 bits; todo, para conseguir un buen sonido sin necesidad de subir el volumen.

La calidad del audio es apreciable, sobre todo, al emplear unos auriculares. El terminal viene acompañado de unos HTC Pro Studio con certificación HiRes capaces de aislar del ruido exterior y brindar sonido envolvente, pero pueden sustituirse sin problema por otros.

¿A qué gama pertenece?

Ficha técnica

One A9.
One A9.

  • Pantalla: AMOLED de 5 pulgadas, Full HD y Corning Gorilla Glass 4
  • Procesador: Qualcomm Snapdragon 617, octa-core, 64 bits
  • Almacenamiento: 16 Gb (ampliable a través de microSD)
  • Cámara: Trasera de 13 megapíxeles con apertura f/2.0, estabilizador óptico de imagen, vídeo Full HD; frontal Ultrapixel, apertura f/2.0, vídeo Full HD
  • Sistema operativo: Android 6.0 Marshmallow
  • Tamaño: 145,75 x 70,8 x 7,26 mm
  • Peso: 143 g
  • Red: 4G
  • Conectividad: wifi 802.11a/b/g/n/ac / Bluetooth 4.1
  • Batería: 2.150 mAh con Quick Charge 2.0; tiempo de conversación hasta 16 horas, tiempo en espera hasta 18 días

La ubicación del HTC One A9 en el mercado es complicada. Por un lado, su precio (699 euros) y características como su diseño o su pantalla son propios de los terminales premium, pero es difícil que pueda competir con sus prestaciones más técnicas, sobre todo teniendo en cuenta que su procesador o la capacidad de su batería son limitados y lo orientan a la gama media.

Más información