Cazadores de 'facebujeros'

Facebook paga entre 350 y 3.500 euros por encontrar fallos de seguridad

Poner al usuario, curioso por naturaleza, a revisar la seguridad en Facebook puede sonar poco profesional. Si además se paga por encontrarlo, con una sustanciosa recompensa de 500 a 5.000 dólares (entre 350 y 3.500 euros) de por medio, la perspectiva cambia. De hecho, la idea no está pensada para la mayor parte de los clientes de la red social, sino incentivar a que los expertos en seguridad de cuenta de errores que ponen en peligro la red social.

¿Es esto una invitación a ponerlo a prueba? Al contrario. Joe Sullivan, máximo responsable de seguridad de Facebook, cree que es una manera de generar confianza, de hacer que la alerta se comparta entre los que hacen y usan la red social. Desde que se estrenó este programa, hace 21 días, se han pagado 40.000 dólares por avisar de agujeros.

Más información
Facebook cierra su servicio de ofertas
Facebook tiene más de 15 millones de usuarios en España
El cine llega a Facebook
Facebook permite explorar toda tu vida y abre un bazar de contenidos

El directivo explica que esta decisión obedece al ánimo de hacer de Facebook un sitio de confianza. "Aunque tenemos una buena relación con expertos de seguridad, este programa nos ha puesto a otro nivel. Hemos recibido errores de 16 países diferentes, entre los que destacan Turquía y Polonia", explica el dirigente.

Con esta campaña Facebook quiere mejorar su imagen entre los expertos de seguridad. En el artículo donde se anuncia el lanzamiento se concretan dos matices. En primer lugar, los agujeros no pueden ser de aplicaciones de terceros aunque se ejecuten en Facebook. En segundo, no quieren convertirse en un escaparate para cazarecompensas o buscadores de fama.

La herramienta para avisar de amenazas de seguridad incluye la denuncia por Spam en comentarios, una de las acciones más molestas en cualquier muro. Sullivan concluye que "Facebook tiene el mejor servicio de supervisión, como el de los barrios del mundo real, y este programa lo está demostrando".

Regístrate gratis para seguir leyendo

Recomendaciones EL PAÍS
Recomendaciones EL PAÍS
Recomendaciones EL PAÍS