Selecciona Edición
Conéctate
Selecciona Edición
Tamaño letra

Australia permite por ley que determinadas empresas lean los 'e-mail' de sus empleados

Se trata de una ley contra el terrorismo que vigilará cualquier movimiento del sistema bancario del país

El Gobierno australiano autorizará a las compañías que proporcionan importantes servicios sobre economía a interceptar los e-mail y otras comunicaciones a través de Internet de sus empleados, bajo una nueva ley de seguridad contra el terrorismo.

"Os prometo que no estoy interesada en el 'e-mail' que enviáis contando lo que hicisteis en Navidades", señaló la primera ministra en funciones Julia Gillard. "Esto se trata de vigilar nuestra infraestructura. Si nuestro sistema bancario o si nuestro sistema electrónico se colapsan obviamente habría graves consecuencias para la sociedad", asegura. "Y queremos estar seguros de que estamos a salvo de cualquier ataque terrorista", sentencia Gillard.

Esta nueva ley ha planteado serias críticas entre los grupos pro defensa de las libertades civiles. "Es más probable que lo usen como una caza de brujas más que para proteger a Australia de cualquier ciberataque", afirma la integrante de Fronteras Electrónicas (grupo que representa a los usuarios de Internet), Dale Clapperton.

La actual ley de Telecomunicaciones expira en junio de 2009 y sólo autoriza a las agencias de seguridad a revisar la comunicación de sus empleados sin su consentimiento.