Selecciona Edición
Conéctate
Selecciona Edición
Tamaño letra

El Congreso pone fin al anonimato de las líneas de prepago

Los diputados han aprobado la ley que permitirá a la Policía conocer la identidad del titular en caso de investigación o enjuiciamiento

En la actualidad existen más de 16 millones de líneas de móvil de prepago anónimas. Esta situación ha cambiado hoy al ser aprobado el Proyecto de Ley de conservación de datos relativos a las Comunicaciones Electrónicas y a las Redes Públicas de Comunicación en el Congreso, que ya había recibido el visto bueno del Consejo de Ministros del pasado 9 de marzo y que transpone una Directiva europea de 2004.

Así, según la normativa, que ha quedado lista para su publicación en el BOE tras pasar por el Senado, la Policía estará facultada para conocer la identidad del titular de la línea para una investigación, detección o enjuiciamiento de delitos.

Además, la ley exige que las operadoras de telecomunicaciones realicen las adaptaciones precisas para el cumplimiento de sus obligaciones de conservación y cesión de datos, en un plazo de tres meses, desde que se apruebe el procedimiento técnico para la remisión de datos, según el propio Gobierno. Las compañías ya aseguraron en su día que no les iba a suponer ninguna complicación técnica, pero sí un desembolso de 20 millones de euros.

En el pleno de se han debatido las las enmiendas que los grupos han presentado en el Senado. Entre ellas se encontroba una del Partido Popular que incluye a "cibercentros, universidades o redes inalámbricas (wi-fi) de acceso público, y a los que ofrecen un acceso restringido, como un servicio de valor añadido, a sus clientes", ya que, según dicho Grupo, "no tiene mucho sentido, imponer a los operadores de telefonía la obligación de identificar las tarjetas prepago y no exigir la misma obligación a los servicios de acceso público a Internet".