Selecciona Edición
Entra en EL PAÍS
Conéctate ¿No estás registrado? Crea tu cuenta Suscríbete
Selecciona Edición
Tamaño letra
MAYA TATIL | Directora de Baby TV

´"Los contenidos nos permiten llegar a una audiencia global"

Maya tatil decidió crear decidió crear un canal infantil después de que tuviese que poner una y otra vez el mismo vídeo a su hijo para que se durmiera

Maya Tatil, creadora de Baby TV.
Maya Tatil, creadora de Baby TV.

Maya Tatil, directora Internacional de Baby TV, decidió crear este canal infantil aquella noche que tuvo que ponerle un vídeo infantil una y otra vez a su hijo para que se durmiera. A partir de ahí diseñó una televisión con programas útiles para orientar a los padres sobre la educación de los niños. Tatil advierte de que no existen instrucciones sobre cómo usar los programas. "Cada padre los va a utilizar a su manera. Lo que buscamos es la interacción entre padres e hijos", dice.

Pregunta. Baby TV emite en 90 países las 24 horas del día. ¿Es una especie de CNN infantil?

Respuesta. No. La razón por la que emitimos las 24 horas al día es para que sea más cómodo para los padres. Hoy en día, los padres de niños pequeños tienen una vida muy ajetreada y estresante, por lo que les resulta cómodo y les facilita su tarea como padres, ya que es un producto de calidad, accesible y orientado al juego y a la educación.

P. ¿Qué ofrece Baby TV a los niños y a los padres?

R. Ofrece un producto centrado en la educación del niño. En realidad, la idea de Baby TV es que los padres puedan añadirlo a las cosas que normalmente utilizan para distraer a sus hijos, como libros, juguetes, ir al parque... etcétera. Es una opción más. Los estudios demuestran que los niños siempre quieren ver la televisión: comen, juegan y encienden la televisión.

P. ¿Cree que hoy en día la televisión se ha convertido en una especie de canguro?

R. No creo que la situación haya cambiado. En primer lugar, en cuanto al cuidado de los niños, siempre depende de los padres. Algunos padres ven mucho la televisión con sus hijos, otros la usan menos y otros no la usan nada... De la misma forma que algunos padres dejan a sus hijos comer helados y azúcar y otros no. Sí creo que es bueno que los padres estén mientras sus hijos están jugando, que los niños no estén solos.

P. ¿Qué papel juegan los contenidos educativos en un canal para niños? ¿Cómo se combina entretenimiento y pedagogía?

R. Realmente el proceso de la creación de Baby TV fue muy largo. Al principio pusimos en contacto a un equipo de expertos en pedagogía, un psicólogo y un neurólogo infantil, junto con un equipo de contenidos. Cada serie tiene detrás un experto específico, puesto que cada niño tiene su propio proceso de aprendizaje.

P. ¿Un canal para niños menores de tres años no es lo más parecido a una guardería?

R. Por supuesto que no. Cuando fundamos Baby TV realizamos un estudio que demostró que los padres ven la televisión con los niños. Esto no es nada nuevo. Utilizan Internet, los DVD y otras aplicaciones para interactuar con sus hijos. Por tanto, si van a usar la televisión de todas formas, la idea es que puedan disponer de un canal seguro para una edad tan temprana, sin violencia, con programas adecuados y comprensibles por ellos.

P. Si los niños de Estados Unidos, India o España ven los mismos formatos ¿se corre el riesgo de hacerlos clónicos?

R.  Cuando los niños son tan pequeños, atienden a impulsos muy básicos que son universales. Baby TV enseña cosas básicas, no es una experiencia ni cultural ni tampoco moral, como pueden serlo canales que ofrecen contenidos de ficción con argumentos más elaborados. Nosotros estamos a un nivel inferior donde los argumentos son muy simples.

P. Hay niños que utilizan los videojuegos, los teléfonos inteligentes, el iPad. ¿Los medios electrónicos están sustituyendo a los juguetes tradicionales?

R. No creo que haya sustitución. Es algo que se añade a todo lo demás. Esto pasa con todos los productos. No se puede reemplazar la televisión por el iPad. Ahora se usa la televisión, Internet, el iPad... En Baby TV ya tenemos una aplicación para el iPad por suscripción.

P. ¿El mundo global exige canales globales?

R. No lo creo. A la gente le gustan los contenidos locales o, al menos, pensados para su mercado local. El caso de Baby TV es diferente, porque al ser contenidos tan básicos, todavía no hay preferencias culturales. Nos dirigimos a una audiencia global como una estrategia de contenido no comercial. Los programas apenas tienen diálogos, más bien sonidos y esto nos da un margen muy amplio para poder cruzar las fronteras de todo el mundo con un mismo concepto de contenido.