Selecciona Edición
Conéctate
Selecciona Edición
Tamaño letra

Las mujeres celebran en las calles un siglo de lucha por la igualdad

Valencia y Alicante acogen manifestaciones reivindicaciones y festivas

Valencia / Alicante

Centenares de mujeres han salido esta tarde a las calles de Alicante y Valencia para conmemorar un siglo de lucha por la igualdad entre hombres y mujeres con ocasión de los 100 años transcurridos desde la primera celebración del Día Internacional de la Mujer.

Una gran pancarta con el lema Amb la igualtat, una altra política és possible ha abierto la manifestación de Valencia convocada por el Moviment Feminista de València, que ha reunido a varios centenares de personas. Grupos de percusión han amenizado la marcha de los participantes por el centro histórico de la ciudad, ya fuera por su cuenta o agrupados tras las pancartas de los diferentes sindicatos (CC OO, UGT, CGT, IV), partidos (PSPV, EU, Bloc, Compromís) o entidades cívicas. La Coordinadora de Dones per la Igualtat, por ejemplo, portaban el lema Diverses pero juntes, canviant el mon mientras cantaban "Manolo, Manolito; la cena tu solito". Horas antes, el presidente de la Diputación de Valencia, Alfonso Rus, presentó un libro de recetas de cocina de calabaza en un acto relacionado con el Día de la Mujer.

Unos metros por delante, del colectivo Dones Sordes de València clamaba Per la igualtat con unas manos de plástico que hacían sonar como castañuelas y Amnistía Internacional reclamaba Prou de violència contra les dones.

En Alicante, a ritmo de la percusión del grupo Karima, más de 500 personas han participado en la manifestación del Día de la Dona, convocada por decenas de colectivos. La pancarta en cabeza afirmaba: Diferents sí, desiguals no. En primera fila de la manifestación, entre otros, la candidata socialista a la alcaldía de Alicante, Elena Martín, junto a otros candidatos de Compromís o Esquerra Unidada.

Pese al frío y el viento, la manifestación ha logrado reunir a un importante número de personas, muchos jóvenes como Ángel Amaro, de 23 años, que portaba un cartel de Stop ordenanza, con lo que quería mostrar su indignación por la reciente aprobación por parte del Ayuntamiento de Alicante de la norma que multa con hasta 3.000 euros el ejercicio de la mendicidad o prostitución en las calles de Alicante. "No es justo, y como muchas de estas víctimas son mujeres hemos venido aquí por ellas", comentaba el joven estudiante.

Por la mañana, trabajadores de Ràdio Televisió Valenciana han denunciado en Valencia la "actitud complaciente" y la "connivencia" de la dirección de la televisión autonómica con el exsecretario general del ente, Vicente Sanz, investigado por acoso sexual a tres trabajadoras. "En el Día de la Mujer Trabajadora exigimos a López Jaraba y su dirección que ponga fin a esta situación y acabe con la connivencia que han mantenido hasta ahora con el antiguo número dos de la empresa", señalaron en un comunicado. "Las tres trabajadoras sufrieron persecución porque son mujeres y porque son trabajadoras, y Vicente Sanz aprovechó su poder para perseguirlas sexualmente", indicaron. Su jerarquía "le permitió conducirse como un sátrapa sobre las personas que dependían de él laboral y profesionalmente".

La Universitat de València, por su parte, ha celebrado el Día de la Mujer con una concentración a las puertas del rectorado a la que estaban convocados todos sus trabajadores. Los sindicatos CC OO, STEPV, UGT y CGT han desplegado una pancarta con el lema Per la igualtat. Más tarde se ha celebrado una mesa redonda en la sala de juntas del mismo edificio en la que ha intervenido la oncóloga Anna Lluch, que se ha referido a las primeras mujeres universitarias que se licenciaron en Medicina; Ester Barberá, directora del Institut d'Estudis de la Dona; Olga Quiñones, directora de la Unitat d'Igualtat; Brenda Portilla, estudiante del master de Estudios de Género, y el rector Esteban Morcillo.

Cáritas Diocesana de Valencia ha aprovechado la jornada para anunciar que durante 2010 atendió a un total de 1.741 mujeres, la mayoría de ellas inmigrantes, "ayudando al desarrollo de sus proyectos destinados específicamente a su promoción y desarrollo integral". A través del programa que acompaña a mujeres prostituidas, Cáritas prestó ayuda a 245 mujeres que han recibido "orientación en materias de salud, formación y aspectos laborales y jurídicos", según la entidad.