Selecciona Edición
Conéctate
Selecciona Edición
Tamaño letra

Holanda sube el límite de velocidad a 130 kilómetros por hora

El objetivo de la nueva medida es mejorar la seguridad y la fluidez del tráfico

El experimento más novedoso del Ministerio holandés de Transporte ha consistido en aumentar a 130 kilómetros por hora el límite de velocidad por autopista. La medida entró en vigor ayer y sustituye a los 120 kilómetros por hora actuales. De momento, solo se aplicará en algunos tramos, pero el Gobierno espera ampliarla a una tercera parte de las autopistas durante la presente legislatura.

El conductor sabrá cuando puede acelerar consultando los letreros digitales que indican normalmente la velocidad de rodaje por carretera. Según las autoridades, se trata de mejorar la fluidez del tráfico y también la seguridad. Las multas para los nuevos infractores serán más severas, sobre todo porque el resto de las velocidades sufrirá a su vez cambios. Los 80 kilómetros por hora se convertirán en 100, y estos, en 120. El ministerio espera que ello no aumente la cifra de accidentes. "Se trata de correr más solo cuando se pueda y la carretera esté libre", señalan sus portavoces.

Esta iniciativa contrasta notablemente con la medida adoptada por el Gobierno español de reducir la velocidad máxima a 110 kilómetros por hora en todas las autovías y autopistas del territorio nacional. La medida, que empezará a aplicarse a partir del próximo día 7, está orientada al ahorro energético que, a su vez, permitirá reducir el consumo de gasolina un 15% y un 11% en diésel. El Ministerio de Industria estima que el ahorro total será de 1.560 millones de euros anuales al precio actual del barril.

Otros países europeos plantean la posibilidad de seguir la estela de Holanda. Reino Unido podría ampliar de 112 a 128 kilómetros por hora el límite de velocidad para mejorar la productividad, según ha publicado el diario digital El Economista, en lugar de primar por la seguridad y el impacto medioambiental.