Selecciona Edición
Conéctate
Selecciona Edición
Tamaño letra

FETE-UGT defiende el bachillerato de tres años

El sindicato FETE-UGT ha rechazado la "contrarreforma" que propone el documento para el pacto educativo presentado por el PP. Pero sí apoya su idea de que el bachillerato tenga tres cursos en vez de dos, aunque está abierto a tres posibilidades: acortar la ESO, que se llegue a la universidad un año más tarde o elegir entre hacer el ciclo en dos o tres cursos. Así lo ha explicado el secretario general del sindicato, Carlos López Cortiñas. Aunque en el sindicato están dispuestos a discutir las tres, las dos primeras conllevarían problemas, señala: reducir la ESO, como propone el PP, aunque no supondría rebajar la edad de escolarización obligatoria por debajo de los 16 años actuales, sí supone retroceder en la conquista social de aumentar el nivel básico común de la población. Por otro lado, retrasar un año la llegada a la educación superior, "deshomologa el acceso a la univeridad" de los alumnos españoles con respecto a los de la Unión Europea. Así, sin duda se decantan por la tercera: flexibilizar la etapa. Esto significa que alumnos y padres, de acuerdo con los profesores, decidan si estructurar la etapa desde el principio en dos o tres cursos, dependiendo del rendimiento escolar, es decir, que si alumno no muy bien, lo haga más despacio.

No en vano esta opción la lleva proponiendo el sindicato desde hace años en resupuesta a las repetidas quejas de diferentes sectores por la escasa duración del bachillerato. Y es la opción que más se parece a la que ideó el Gobierno pero tiró para atrás el Tribunal Supremo porque consideró que contradecía la ley educativa. La idea era que los alumnos que suspendieran tres o cuatros asignaturas en 1º, repitieran sólo ésas y completaran el año escolar matriculándose de algunas de segundo. Así, intentar implantar una idea parecida, como propone UGT, requeriría cambiar la ley.

En todo caso, el sindicato es partidario de reforzar el carácter de orientación que tiene que tener el cuarto curso de la ESO, con un "reajuste del curriculum" para que reoriente al alumno al tipo de bachillerato al que se quiera dirigir.

Respecto al pacto educativo, López Cortiñas consideró que la "puesta en escena" del documento del PP en materia de Educación plantea dudas sobre si se trata de un punto de partida para dialogar, para buscar un acuerdo de mínimos, que sería bienvenido, o "fijan posición", y "no tenga la permeabilidad de buscar el acuerdo de mínimos".

El secretario general de FETE-UGT admitió que hay algunos elementos del documento que desde el punto de vista sindical les "parecen interesantes", asuntos planteados en las bases para el pacto por la educación, como la reestructuración del Bachillerato y la autoridad del profesor. Sin embargo, otros les ponen los pelos de punta, como su insistencia en la libre elección de centro, ya que, a juicio del sindicato, "ésta debe estar matizada por una planificación de la escolarización y por la reubicación de la diversidad entre todos los centros sostenidos con fondos públicos".

Asimismo, desde el punto de vista sindical, el sindicato de profesores presentó varias campañas de recogida de firmas e información que va a llevar a cabo en los próximos meses. La primera es por el mantenimiento de la Jubilación LOE, con la que se busca que los docentes se puedan jubilar a los 60 años teniendo 30 trabajados, y otra por la disminución de las ratios, para que haya menos alumnos por clase dependiendo de la diversidad en la misma. López Cortiñas defendió la jubilación anticipada voluntaria como derecho en una profesión de tanto desgaste y también para rejuvenecer las plantillas. Esperan recoger 200.000 firmas.

Además, el sindicato hará campañas informativas a favor de la jornada continua de la inclusión en el pacto educativo del reconocimiento de la autoridad pública del profesorado "esté donde esté".

Más información

  • El sindicato rechaza sin embargo la "contrarreforma" que ha propuesto el PP en el contexto del pacto educativo