Selecciona Edición
Conéctate
Selecciona Edición
Tamaño letra

Rusia amenaza la entrada en vigor del Protocolo de Kioto

Putin dice que la decisión de Moscú se adaptará a los "intereses nacionales"

Rusia ha puesto en vilo a los firmantes del Protocolo de Kioto. El presidente Vladimir Putin ha indicado que el país aún no ha decidido si ratificará o no el acuerdo sobre reducción de gases para evitar el efecto invernadero y que tomará la decisión "en función de sus intereses nacionales".

"El Gobierno ruso examina minuciosamente esta cuestión, estudia todos los problemas que se relacionan con ella. La decisión se tomará tras el final de este trabajo y en conformidad con los intereses nacionales de Rusia", ha declarado Putin en la apertura en Moscú de una conferencia internacional sobre el cambio climático.

Desaire a la ONU

El presidente desaira así las peticiones de Naciones Unidas para que estableciera una fecha de ratificación del acuerdo de 1997. En un mensaje a la reunión en Moscú, el secretario general de Naciones Unidas, Kofi Annan pide una pronta decisión de Rusia que permita la entrada en vigor del pacto. El Protocolo de Kioto busca que los países desarrollados reduzcan en un 5,2% sus emisiones, principalmente de CO 2, en el periodo 2008-2012, tomando como base los niveles de 1990.

El protocolo entrará en vigor cuando lo ratifiquen 55 países cuyas emisiones sumen el 55% de las emisiones. El acuerdo ha sido aprobado por los responsables del 44%, por lo que la ratificación de Rusia (17%) es vital; EE UU, con el 36%, lo rechazó en 2001 bajo el argumento de que era demasiado costoso.

'Ventajas' del calentamiento

De acuerdo con Putin, un calentamiento global podría incluso tener ventajas. "Un calentamiento en dos o tres grados no será grave, tal vez hasta sea bueno. Gastarán menos dinero en abrigos de piel y ropa para invierno". Sin dar pistas sobre la posible fecha de ratificación, el presidente ha asegurado que "Rusia persigue activamente la pronta ratificación del protocolo".