Selecciona Edición
Conéctate
Selecciona Edición
Tamaño letra

El conductor del accidente de Salamanca en el que murieron cuatro jóvenes dio positivo por alcohol y drogas

Había recuperado el carné el pasado mes de abril tras haber perdido todos los puntos

Estado en el que quedó el vehículo en el que fallecieron cuatro jóvenes en Galisancho (Salamanca) este domingo. En vídeo, el conductor dio positivo en alcohol y drogas. EFE | Vídeo: Atlas

El conductor del vehículo en el que murieron cuatro jóvenes este domingo en Galisancho (Salamanca) había bebido, consumido drogas y acababa de recuperar el carné, tras haber perdido todos los puntos, el pasado mes de abril. El Renault Megane de cinco plazas en el que viajaban seis pasajeros, de entre 17 y 29 años de edad, se salió de la calzada poco antes de las siete y media de la mañana, causando la muerte a cuatro de los ocupantes e hiriendo de gravedad a otros dos. La Guardia Civil ha indicado que el conductor, que tiene antecedentes penales por tráfico de estupefacientes, será investigado por cuatro homicidios por imprudencia y por lesiones.

Los jóvenes eran del cercano municipio salmantino de Alba de Tormes, desde donde se habían desplazado a la localidad de Santa Ana para disfrutar de las fiestas de verano. La Guardia Civil investiga las circunstancias en que se ha producido el accidente y la utilización de los mecanismos de sujeción por parte de los ocupantes. El conductor, como otro de los ocupantes del turismo, se recupera de las heridas en el hospital Virgen de la Vega.

La pasada semana se publicó un estudio del Instituto Nacional de Toxicología en el que se indicaba que un 43,4% de los conductores fallecidos en la carretera en 2018 había bebido o tomado alguna sustancia estupefaciente. Aunque estas cifras de siniestralidad se mantienen estables desde 2015, su origen está variando: mientras la intoxicación por alcohol en las víctimas mortales —tanto conductores como peatones— ha descendido casi un 5% en la última década, en drogas ha aumentado en nueve puntos en el mismo periodo (del 10,7% en 2008 al 19,1% de 2018), sobre todo los positivos por cannabis y cocaína.

Los agentes de Tráfico recibieron el pasado viernes nuevas instrucciones para combatir el consumo de drogas entre los conductores: entre ellas, que graben a quienes presenten síntomas para que esas imágenes puedan utilizarse como prueba en un juicio. 

Se adhiere a los criterios de The Trust Project Más información >

Más información