Selecciona Edición
Conéctate
Selecciona Edición
Tamaño letra

Garzón se abre a un acuerdo de programa con el PSOE sin entrar en el Gobierno

El líder de IU apuesta por "todas las posibilidades" mientras Iglesias, su socio de coalición, defiende entrar en el Ejecutivo de Sánchez

El coordinador federal de Izquierda Unida, Alberto Garzón, con la eurodiputada electa, Sira Rego, en Madrid.

IU abre un nuevo carril en la vía de dirección única en la que circula su socio de fórmula Podemos hacia un Gobierno de coalición con el PSOE. Alberto Garzón no ha descartado la mañana del martes que el acuerdo con los socialistas se limite al programa. "No depende solo de nosotros. Vamos a ir con nuestro programa y a partir de ahí vamos a ver todas las opciones", ha dicho el coordinador federal de IU que ha asegurado estar abierto a cualquier posibilidad.

Garzón ha recordado que la máxima de su organización es "programa, programa y programa". Pablo Iglesias repite ese mismo lema que popularizó Julio Anguita —referente de ambos dirigentes—, pero desde el 28-A ha puesto todos sus esfuerzos en intentar entrar en un Ejecutivo con el PSOE.

El descalabro electoral del pasado domingo 26 de mayo no ha cambiado la estrategia del líder de Podemos. Pero ahora con un matiz: Iglesias reconoce que su posición es de mayor debilidad en una posible mesa de negociación con Pedro Sánchez que debía empezar esta semana. El dirigente asume que en caso de que los socialistas acepten esta fórmula, su proporción será "modesta" y, por tanto, no van a plantear ningún veto. "Con las fuerzas que tenemos no vamos a poder pedir muchos elementos para hacer cosas que nos gustaría llevar a la práctica", dijo este lunes Iglesias en un análisis del resultado de las elecciones municipales y autonómicas. "Pero no nos rendimos".

Iglesias mantiene la esperanza de conseguir un asiento en el Consejo de Ministros. Y su socio de coalición considera que es "una pretensión legítima" aunque Garzón mantiene que antes de hablar de sillones es necesario negociar el programa. Podemos concibe el acuerdo de programa de manera distinta. Si miembros de la formación de Iglesias entran en posiciones relevantes, el pacto programático será más básico, detallan fuentes de la cúpula del partido. Lo que ambas formaciones buscan es que se consiga una alianza que garantice un Gobierno con equipos mixtos a distintos niveles en los que se incluya a miembros de Podemos e IU.

En lo que coinciden Garzón e Iglesias es en plantear la posibilidad de que el PSOE vuelva a mirar a Ciudadanos y retome su plan inicial de llegar a un acuerdo con Rivera. "Lo dijimos en campaña y se puede cumplir: el PSOE en campaña es de izquierdas y cuando pasan las elecciones se anaranja", ha subrayado el líder de IU. Unidas Podemos ha retomado esta estrategia después de dejarse más de 800.000 votos el 26-M, una caída que se traduce en la pérdida de la mayoría de los denominados ayuntamientos del cambio.

Garzón admite el retroceso, la coalición por la que apostó en 2016 ha cedido, en su opinión, espacio al PSOE en este último ciclo electoral. "La caída de votos se debe a un desgaste acumulado de Unidas Podemos", ha afirmado. "La estrategia de la unidad no es la panacea pero fuera de la unidad el escenario es mucho peor", ha defendido. El coordinador federal de IU ha pedido hacer una "autocrítica sincera y honesta" que lleve a una reconfiguración del espacio político.

Se adhiere a los criterios de The Trust Project Más información >

Más información