Selecciona Edición
Conéctate
Selecciona Edición
Tamaño letra

Miles de extremeños protestan contra las carencias del tren en su región

Los manifestantes, entre 15.000 y 25.000, acusan los problemas en el servicio de un ferrocarril que trascurre sin electrificar por vías antiguas y de un solo sentido

Manifestación en Cáceres por la situación del ferrocarril en Extremadura. Ampliar foto
Manifestación en Cáceres por la situación del ferrocarril en Extremadura. EFE

Miles de extremeños han desafiado este domingo en Cáceres a la lluvia para expresar hartazgo por la situación del ferrocarril, con decenas de incidencias, sin un tramo electrificado y con vías del siglo XIX y un solo sentido, según han denunciado. El cálculo de los asistentes se cifra entre los 25.000 según el Pacto Político y Social por el Ferrocarril y los 15.000 según Delegación del Gobierno,

La manifestación ha partido de la estación de ferrocarril, a la que han llegado desde Mérida los representantes del pacto, como el presidente de la Junta, Guillermo Fernández Vara, y su Consejo de Gobierno, y ha concluido en el parque Cánovas, con la lectura de un manifiesto y la interpretación del himno de Extremadura.

Representantes institucionales, sindicatos, patronal y ciudadanos han coincidido en que esta manifestación va más allá de reclamar un tren del siglo XXI, acorde con las necesidades de desarrollo de esta región, porque Extremadura, según han manifestado, "no quiere ser más que nadie, pero tampoco menos", y pretende reivindicar su "dignidad como pueblo".

Al manifiesto le han puesto voz la directora del diario Hoy, Manuela Martín, y el de El Periódico de Extremadura, Antonio Cid, que han advertido de que la región no admite "más retrasos, más excusas ni más recortes" para lograr el objetivo y han apelado a mantener viva 365 días la reivindicación.

"El tren ha pasado a ser una necesidad de esta región y, de algún modo, simboliza también los agravios que tradicionalmente se nos han hecho a los extremeños. Este 18-N debe servir para identificarnos como pueblo en una lucha que no debe tener liderazgo político alguno, solo social, para demostrarle a los que mandan que estamos aquí y que queremos lo nuestro, lo que nos pertenece por derecho", recoge el manifiesto en uno de sus párrafos.

El texto leído incide en la importancia estratégica del tren en la región: "Un tren digno serviría para lanzar el turismo, que ahora ve con recelo la falta de un tren moderno; y beneficiaría a todas las empresas y la economía extremeña, frenada por la ausencia de un tren que no acaba de llegar". "El futuro de Extremadura depende en buena medida de que consigamos que esas conexiones prometidas durante años estén listas en el menor plazo posible", recoge también el manifiesto.

Los manifestantes han expresado su protesta con pancartas en las que se leía "Papá, ven en tren, pero que llegue, no como los extremeños", "No trenes viejos, no más basura, el tren nuevo ya y el AVE a Extremadura", que han acompañado con banderas de la comunidad.

La protesta ha transcurrido sin incidencias y bajo un manto de paraguas por la constante lluvia que no ha impedido que los extremeños se echen a la calle para pedir una reivindicación "de justicia". "A ver si nos hacen caso ya", decía una de las manifestantes procedente de Castuera, en alguno de los 150 autobuses que han llegado a la capital cacereña desde todos los puntos de la región.

Algunos de los manifestantes ya estuvieron en la protesta multitudinaria de Madrid hace un año, como Miguel, del municipio de Majadas, y otros, como Celestina, de 69 años, de Arroyomolinos de la Vera, que pide el tren para que el día de mañana puedan sus nietos "ir y venir" a visitarla. Otros más jóvenes, como Sara, de 21 años y de Valdetorres (Badajoz), explica que esta es la primera vez que acude a una manifestación: "Esto no puede seguir así, no podemos quedarnos tirados cada vez que cogemos un tren".

Desde el ámbito político, Fernández Vara ha dicho: "El futuro de esta tierra será el que sea capaz de conquistar", y ha advertido: "Nadie nos va a regalar nada porque nadie nos ha regalado nada". Ha añadido que España está en deuda con Extremadura. A la manifestación también ha asistido el líder del PP extremeño, José Antonio Monago, que ha instado a "incrementar la presión y la voz" ante el Ministerio de Fomento. El PSOE le ha pedido unidad y que aparque "sus intereses electorales".

A la protesta de este domingo, un año después de la masiva celebrada en Madrid, no se ha llegado con la misma unidad que protagonizó la de entonces. Uno de los motivos es el lugar escogido, porque tanto Podemos como PP defendían que la manifestación debería haberse celebrado en la capital de España. Por esta razón, los populares, aunque han asistido a la de hoy, convocó otra ayer en Madrid, y Podemos no ha estado presente en la ciudad cacereña, por entender que desde el Pacto por el Ferrocarril se excluye a la sociedad civil. Tampoco ha estado presente la plataforma Milana Bonita, que ya organizó una concentración en la capital española el pasado 8 de septiembre, y que ha denunciado en los juzgados a Renfe y ADIF por los últimos incidentes.

Se adhiere a los criterios de The Trust Project Más información >

Más información