Selecciona Edición
Conéctate
Selecciona Edición
Tamaño letra

Pedro Sánchez se propone aglutinar todo el voto de izquierdas para ganar “a la derecha bicéfala”

El líder del PSOE ve una "oportunidad de oro de ser la primera fuerza política"

El secretario general, Pedro Sánchez, interviene en su segunda Asamblea Abierta a la ciudadanía.

Pedro Sánchez tiene clara su estrategia ante el auge de Ciudadanos. El secretario general se ha propuesto aglutinar todo el voto de izquierdas en torno al PSOE y tratar así de ganar las elecciones a la “derecha bicéfala”, PP y Ciudadanos, toda vez que la “guerra fría” entre estos dos partidos desgasta a los populares. “La izquierda tiene una oportunidad de oro de ser la primera fuerza política, de ganar las elecciones”, ha afirmado este lunes el líder socialista en comparecencia de prensa tras la reunión de la ejecutiva permanente. Sánchez ha desvelado con nitidez su apuesta táctica: arrebatar a Podemos el máximo número de votantes. “Tenemos que aglutinar todo ese voto de izquierdas en torno a la única fuerza que puede ganar a la derecha bicéfala, el PSOE”, ha pedido.

Sánchez responde a las encuestas que sitúan en primera posición a Ciudadanos –entre ellas la de Metroscopia para EL PAÍS- que no se siente concernido ni preocupado. “La política es una suerte de carrera de fondo, me gusta correr maratones”, sostiene el líder del PSOE, que confía además en que España es de centro izquierda. “España no es sociológicamente de derechas. ¿Lo que dicen las encuestas es que España es de centro derecha? Veremos”, ha augurado.

El líder socialista no desvela aún, sin embargo, con qué alianzas quiere llegar a La Moncloa, si aglutina en torno al PSOE todo el voto de izquierdas y no suma con Podemos. “Hablar ahora de pactos postelectorales me parece prematuro”, ha justificado. Sánchez ha eludido contestar a la pregunta de si reeditaría su pacto de investidura con Ciudadanos, a lo que Albert Rivera sí está dispuesto, según dijo en entrevista en EL PAÍS. El líder socialista quiere gobernar en solitario con apoyos de geometría variable.

En esa estrategia de arrebatar sus votantes a Podemos, el secretario general del PSOE se ha detenido en recordar los “errores históricos” del partido de Pablo Iglesias y en volverse a mostrar muy cercano a sus votantes. “Hay muchas cosas que nos unen a sus votantes, me separo de la estrategia que han seguido sus dirigentes”, ha apuntado. Esos errores son, a su juicio, que votara “en contra de un Gobierno del cambio” y que no haya defendido “la integridad territorial”.

La ejecutiva socialista ha aprobado un plan de choque contra la precariedad laboral, como segunda parte del impuesto a la banca que ha propuesto para solventar el problema de la sostenibilidad de las pensiones. El tributo a las entidades financieras no sería coyuntural, ha explicado Sánchez, que se ha comprometido a crearlo en todo caso si llega al Gobierno. Para que se abra ese debate ya en el Congreso, el PSOE apoyará la iniciativa parlamentaria de Podemos sobre un impuesto a la banca, ha avanzado Sánchez, aunque aún no la conozca en sus términos.

El PSOE estará, por otra parte, del lado del Gobierno en que se mantenga la vigencia del 155 caso de que Carles Puigdemont intente una investidura telemática. Los socialistas respaldarán el recurso al Tribunal Constitucional contra ese tipo de investidura y consideran que el 155 debe finalizar "cuando se configure el nuevo Gobierno", que debe estar presente en Cataluña, ha dejado claro Sánchez. "Hemos sido clarísimos. Se tiene que abrir una legislatura constitucional y no puede haber un presidente inconstitucional. El próximo presidente de Cataluña tiene que vivir en Cataluña", ha afirmado el líder del PSOE.

Más información