Selecciona Edición
Conéctate
Selecciona Edición
Tamaño letra
Jornadas de puertas abiertas

Un Tribunal Supremo para todos los públicos

El alto tribunal da a conocer esta semana sus secretos y se convierte en una entidad cultural

Despacho oficial del presidente del Supremo, conocido como La Rotonda. Ampliar foto
Despacho oficial del presidente del Supremo, conocido como La Rotonda.

El Tribunal Supremo es percibido por la sociedad, incluso entre las capas más informadas, como un ente desconocido, casi abstracto, que, desde las alturas jurídicas, interpreta las leyes y que marca el camino que han de seguir los tribunales inferiores, aquellos con los que entra en contacto el común de los ciudadanos para resolver sus diferencias. El máximo órgano judicial español no despliega hacia afuera una actividad desenfrenada —la buena justicia requiere sosiego—, sin embargo, es un ente muy vivo que funciona gracias al trabajo de diferentes profesionales, desde magistrados a letrados pasando por operarios de mantenimiento o funcionarios. El alto tribunal y el inmueble madrileño que lo alberga —el palacio de las Salesas, una joya barroca en la plaza de la Villa de París— celebran entre el jueves 22 y el sábado 24 de septiembre su jornada de puertas abiertas.

La edición de este año consta de tres ejes. El primero es el formativo y se centrará en los jóvenes. Durante las jornadas, escolares de medio centenar de centros de Madrid asistirán a representaciones de juicios a cargo del grupo de teatro Yeses, compañía fundada en los años ochenta por reclusas de la prisión de Yeserías, y que hoy sigue funcionando en el centro penitenciario de Alcalá de Henares. En estas vistas de ficción, en las que los estudiantes podrán participar, se resolverán pleitos por acoso escolar, acoso en las redes sociales o robos de teléfonos móviles.

Un Tribunal Supremo para todos los públicos ampliar foto

Santiago, del departamento de mantenimiento, lleva 39 años sacando brillo a las numerosas lámparas que adornan el Palacio de Justicia. “Me las conozco como la palma de mi mano”, dice. Las que más le gustan son la del despacho del presidente y las del Salón de Plenos (lugar donde está hecha la foto). Estas últimas se limpian una vez al año con pistola de agua y amoniaco y alguna vez se han llevado a restaurar a Valencia.

El eje principal de las jornadas, concebido para el público en general, combina lo formativo con lo cultural. Los visitantes que acudan al Supremo, además de contemplar un patrimonio cultural y artístico que el resto del año no es visitable, tendrán la oportunidad de que magistrados de las distintas jurisdicciones les expliquen en qué consiste su trabajo. El jueves 22 a las 13.00 se celebrará, además, una mesa redonda sobre el impacto de la crisis de los refugiados en derechos fundamentales como la dignidad de la persona.

Un Tribunal Supremo para todos los públicos ampliar foto

El equipo de archivo del Tribunal Supremo: Elena, Eva, Rafi, Pilar, David y Teresa (a la derecha, la directora del departamento). El archivo ocupa el lugar donde estaba la cripta en la que se enterraba a las monjas cuando el Palacio era convento de las Salesas.

Una de las novedades de este año se producirá el viernes 23 a las 20.30. La sala de la antigua Audiencia Territorial de Madrid, en la primera planta del Palacio, acogerá una versión abreviada de la ópera La Traviata, de Verdi, para la que se han dispuesto unas 300 butacas, que se llenarán por orden de llegada hasta completar el aforo.

El tercer eje, quizá el más novedoso, de las jornadas es el de la difusión de la actividad del Tribunal Supremo en las redes sociales y en Internet. El alto tribunal, al igual que ya ha hecho este año por primera vez la Corte de Casación francesa al participar en la llamada MuseumWeek, adopta los ropajes de institución cultural y expone al público su historia y su patrimonio artístico y da a conocer a algunas de las personas que trabajan en él. Esta iniciativa durará toda la semana en la red social Twitter, a través de la cuenta @PoderJudicialEs y las etiquetas #PuertasAbiertas TS y #MeGustaTS.

Los horarios de apertura al público son los siguientes: jueves 22 y viernes 23, de 10:00 a 19:00 horas y sábado 24, de 10:00 a 14:00 horas. Para acceder al edificio no es necesario concertar cita, pero es obligatoria la presentación del DNI.