Selecciona Edición
Selecciona Edición
Tamaño letra

Iglesias busca una estrategia para no quedar diluido en la oposición

"Para ganar tienes que parar el balón y reconfigurar el equipo", afirma el líder de Podemos

Pablo Iglesias e Íñigo Errejón. Ampliar foto
Pablo Iglesias e Íñigo Errejón. EFE

Pablo Iglesias continúa su ejercicio de autoanálisis para definir una nueva estrategia. "Para poder ganar a veces tienes que parar el balón y tienes que reconfigurar el equipo", ha afirmado este martes el líder de Podemos, un día después de que reconociera que su formación corre ahora el riesgo de convertirse en un partido más. "Entramos en una fase en la que nos tenemos que convertir en un partido normal", asumió en un curso de la Universidad Complutense en El Escorial.

Esa afirmación es, a la vez, una advertencia sobre el camino que debe ahora emprender Podemos en la oposición parlamentaria. Cuando faltan cuatro días para el consejo ciudadano del sábado, Iglesias ha asegurado que, pese a hallarse en una fase de reflexión y que esa reflexión puede llevar a repensar la estrategia y el equipo, cuenta con su número dos, Íñigo Errejón, y que "todo el mundo aporta ideas valiosas". "Tengo que ser el secretario general de todo el mundo. Cuento con Íñigo, con Irene [Montero], con Luis [Alegre] y con Juan Carlos [Monedero]", ha señalado en Cuatro.

La dirección de Podemos intenta diseñar una nueva estrategia para no diluirse en un espacio político en el que puede competir de nuevo con el PSOE por la hegemonía de la izquierda. "Ya habrá más finales y lo que tenemos es que prepararnos para ganarlas", ha proseguido Iglesias, quien considera necesario ahora adaptarse el nuevo terreno y "diseñar la estrategia". Tendrá que hacerlo en un contexto en el que su partido, que corre el riesgo de normalizarse y perder el atractivo mediático que le ha caracterizado en los últimos dos años, debe demostrar antes que nada su utilidad.

En esa tarea hizo hincapié el propio Errejón. El secretario político de la formación, pese a las discrepancias tácticas sobre el pacto con Izquierda Unida, acudirá a la reunión del máximo órgano de dirección entre asambleas con ánimo de marcar las líneas maestras de esta nueva etapa de la mano de Iglesias. En el curso de El Escorial quedó demostrado que entre Iglesias y Errejón existen diferencias relativas al proyecto y a la lectura de los retos del partido, así como las hay entre el número dos e Irene Montero o incluso entre Luis Alegre y Juan Carlos Monedero. Pero el director de campaña ya despejó públicamente las dudas sobre su relación con el secretario general y afirmó que ambos trabajarán "codo con codo".

Mientras tanto, la responsable de análisis de la formación, Carolina Bescansa, ultima la evaluación de la encuesta, basada en 1.500 entrevistas, encargada para determinar las causas de la pérdida de un millón de votos respecto al 20-D. Bescansa ha señalado este martes que el estudio, cuyos resultados se analizarán en el consejo ciudadano, confirma que Podemos "ha asistido a un proceso de desmovilización del electorado" y que hubo un sector de votantes a los que logró seducir el 20-D que abandonaron esa opción el pasado 26 de junio, quedándose mayoritariamente en casa.

Más información