Selecciona Edición
Conéctate
Selecciona Edición
Tamaño letra

RTVE descarga en el anterior equipo la responsabilidad del documental ‘Yo, Juan Carlos I’

El contrato especifica que el proyecto no fue encargado en la etapa de José Antonio Sánchez

El presidente de RTVE, José Antonio Sánchez, en una comparecencia en el Senado.
El presidente de RTVE, José Antonio Sánchez, en una comparecencia en el Senado.

El consejo de administración de RTVE pedirá explicaciones al presidente de la radiotelevisión pública, José Antonio Sánchez, sobre el bloqueo de la emisión de un documental sobre el rey Juan Carlos elaborado por la productora francesa Cinétévé y en el que la cadena española es coproductora. Pero Sánchez parece querer declararse ajeno a este proyecto. Hasta el punto de RTVE solicitó a Cinétévé que en el contrato se especificará que la participación en la obra Yo, Juan Carlos I había sido una decisión del anterior presidente de la corporación estatal, según fuentes conocedoras del acuerdo. Sánchez relevó a Leopoldo González-Echenique en septiembre de 2014, después de que sectores del PP cercanos a la secretaria general, María Dolores de Cospedal, reclamaran su salida.

Durante más de un año, la televisión pública ha estado negociando varios puntos de contrato relativo al documental, cuyo estreno se habría previsto en un principio para el pasado mes de junio, coincidiendo con el primer aniversario de la abdicación de don Juan Carlos. La última versión del acuerdo se firmó hace aproximadamente un mes, pero la cadena no tiene planes para programar el filme en la parrilla de ninguno de sus canales. Ha congelado la emisión con el argumento de que “no es actual” y que habría que replantearse el trabajo al haber sido rodado en 2014, cuando don Juan Carlos todavía era rey. Los productores, sin embargo, actualizaron el material con nuevas grabaciones, incluido el palacio de La Zarzuela, tras la abdicación.

Yo, Juan Carlos I se ha diseñado como una película biográfica, dirigida por el cineasta Miguel Courtois, que repasa a través de una extensa entrevista con el monarca su vida y sus 39 años en el trono utilizando como hilo conductor imágenes históricas. Incluye además, testimonios de personalidades relevantes, como el político socialista Alfonso Guerra, el Nobel de Literatura Mario Vargas Llosa, la infanta doña Pilar y el entonces Príncipe de Asturias, el rey Felipe VI.

Las imágenes de archivo configuran la aportación de la cadena estatal al proyecto, que de esta manera se convirtió en coproductora, aunque sin realizar ningún desembolso económico. Fuentes de la televisión pública explican que “hubiera parecido extraño que TVE no participara en un documental de corte histórico sobre el rey Juan Carlos”. Pese a no haber contribuido económicamente a su financiación, podría beneficiarse de los ingresos que genere la comercialización internacional de la obra.

Parte de las imágenes de archivo utilizadas, originariamente en blanco y negro, han sido coloreadas en un estudio de India. La televisión francesa France 3, canal el que se emitirá la película, obliga a que los contenidos destinados al horario de máxima audiencia sean en color.

El hecho de que un documental de estas características esté almacenado en la bodega de Prado del Rey ha sorprendido en el consejo de administración de RTVE. El representante socialista, Miguel Ángel Sacaluga, asegura que el presidente de la corporación ni siquiera les ha informado de que TVE participara en un proyecto de tal envergadura. Por ello, avanza que solicitará información en la sesión de este mes. Sacaluga eleva la crítica y se pregunta por los criterios de la televisión pública para planificar los contenidos y las inversiones y decidir a quién se contrata o a quién se entrevista. “No son criterios profesionales ni empresariales sino políticos y de amistad”, resume el consejero, que pone como ejemplo la “injustificada” entrevista en Los desayunos de TVE a Carlos Herrera, la nueva estrella de la Cope, para promocionar su programa, o el contrato de Así de claro, la tertulia política moderada por Ernesto Sáenz de Buruaga, retirada de la parrilla por baja audiencia tras la tercera emisión.

 

Más información