Selecciona Edición
Conéctate
Selecciona Edición
Tamaño letra

El PSOE cree que el presidente “se suma a la línea de Esperanza Aguirre”

César Luena defiende que los socialistas "van a aportar estabilidad y responsabilidad"

El PSOE rechazó este viernes sin matices las afirmaciones del presidente del Gobierno, Mariano Rajoy. El secretario de Organización de los socialistas, César Luena, cree que así Rajoy “se suma a la línea de Esperanza Aguirre”, que en la última semana ha tratado de frenar un acuerdo que permita gobernar a Manuela Carmena, cabeza de lista de Ahora Madrid, en la capital. Luena asegura que su partido va a “garantizar que los cambios sean para cambiar de verdad y con seguridad”. “El PSOE lo que va a aportar en este nuevo tiempo es estabilidad y responsabilidad”, prosigue en declaraciones a EL PAÍS.

Los socialistas hicieron tras las elecciones autonómicas y municipales del 24 de mayo una interpretación del resultado que refleja que "los españoles han votado unas líneas de cambio". En este contexto, la dirección del PSOE defiende que los ciudadanos "han colocado" a ese partido "en la absoluta centralidad".  El secretario general, Pedro Sánchez, dejó claro que el posible entendimiento con Podemos en algunas comunidades autónomas, con el objetivo de desalojar al PP de las instituciones, no supondrá un giro radical en los planteamientos de su formación. El comité federal del PSOE avaló el pasado sábado pactos con el partido de Pablo Iglesias para permitir Gobiernos socialistas en al menos tres comunidades —Castilla-La Mancha, Extremadura y Asturias—, pero no “a cualquier precio”. Sánchez aseguró: "Nosotros no giramos, nos reafirmamos en los principios de la socialdemocracia que representamos y tanto necesita España”. 

"¿Qué le pasa el PP, qué le pasa a Rajoy?", se pregunta Luena. En su opinión, el PP se enfrenta a la "constatación de que si deriva hacia la derecha y en contra de las mayorías sociales le ha dejado en una situación de absoluto aislamiento". "Les ha costado dos semanas darse cuenta de que los españoles les han dicho que no".

Rajoy considera “un error muy grave” y “muy malo para España y el conjunto de los españoles” los pactos entre “pentapartidos” y “la exclusión del PP por parte del PSOE” en las negociaciones emprendidas tras las elecciones del 24-M. Rajoy enfatizó que “ese sectarismo” del líder del PSOE,  con el que almorzó en La Moncloa el miércoles, “tiene una lectura dentro y fuera de España que afecta y mucho a los intereses de los españoles”. La Moncloa precisó también que en los últimos días se habían paralizado algunas importantes inversiones extranjeras en España.