Rubalcaba: “Dialogar por dialogar es inútil”

El secretario general del PSOE pide a Rajoy y Mas que hablen de una reforma constitucional

El secretario general del PSOE Alfredo Pérez Rubalcaba
El secretario general del PSOE Alfredo Pérez RubalcabaEuropa Press

"El único punto de diálogo posible entre el jefe del Ejecutivo, Mariano Rajoy, y el presidente de la Generalitat, Artur Mas, es la reforma de la Constitución", ha advertido el secretario general del PSOE, Alfredo Pérez Rubalcaba, antes de participar en un curso impartido en la Universidad de Verano de la Complutense, en San Lorenzo de El Escorial.

El secretario general del PSOE ha recordado que la propuesta de los socialistas para resolver el desafío soberanista en Cataluña es una reforma de la Constitución que avance en el federalismo. Rubalcaba ha insistido en que dicha reforma, "de forma pausada y medida", es "el único punto de diálogo posible" y "eso es de lo que hay que dialogar, porque el riesgo de dialogar sin saber sobre qué se dialoga es que, en lugar de avanzar, justamente se retroceda".

Más información
Duran sobre la reunión Rajoy-Mas: “Mucha gente no quiere el acuerdo”
“Cuando reclamamos el derecho a votar también defendemos el ‘no”
“Quisiéramos ser como Andorra pero no lo veo posible”
La ANC quiere otra Diada “histórica” con una V humana en Barcelona
Fernández Díaz: “Aunque Rajoy quisiera, no podría aceptar el referéndum”
Los empresarios catalanes presionan a Rajoy para que abra una vía federal
Rajoy está dispuesto a hablar de todo con Mas menos de la consulta

Rubalcaba ha señalado que "no se trata de abrir la Constitución en canal, sino de reformarla para encontrar nuevas normas de convivencia", a la vez que se ha mostrado convencido de que esa es "la única solución" y de que, al final, se llevará a cabo, homologando a España con países como Alemania, Austria o Estados Unidos. "Por ahí tienen que ir las cosas", ha aseverado.

El secretario general del PSOE ha valorado la disposición de Rajoy y Mas a hablar, pero ha advertido de que "dialogar por dialogar es inútil" y de que "si el diálogo no está preparado y no tiene líneas de avance" puede ir "en dirección contraria".

"Por tanto, yo le pediría al presidente del Gobierno y al señor Mas que hablen de aquello que nos va a permitir solucionar el problema, y la única solución posible es reformar la Constitución", ha señalado Rubalcaba, que ha admitido haber hablado ya de estas cuestiones con el secretario general electo del PSOE, Pedro Sánchez.

Lo que más afecta es lo que sucede más cerca. Para no perderte nada, suscríbete.
Suscríbete

Dicha reforma, ha asegurado Rubalcaba, debe hacerse "de forma pausada" y "medida", porque "no se trata de abrir la Constitución en canal", pero sí de "reformarla para encontrar unas nuevas normas de convivencia". Ese es "el único diálogo posible y eso es de lo que hay de dialogar", ha insistido. Rubalcaba ha subrayado en cualquier caso que es "evidente" que hay que abrir un diálogo con Cataluña, entre esta y el resto de España, "que no orille al resto de las comunidades autónomas".

"Porque tenemos un problema que afecta a la convivencia de Cataluña pero también al conjunto del Estado autonómico", ha añadido Rubalcaba. El secretario general de PSOE ha reiterado que hay que "concretar" dicho diálogo insistiendo en que el asunto a tratar es la reforma de la Carta Magna, y ha recordado que ese es el proyecto que aprobó la dirección del PSOE con todos sus responsables regionales y también con el PSC.

"Tenemos una Constitución en España que es una Constitución federal vergonzante. Tiene elementos federales, pero le faltan algunos otros que justamente vendrían a resolver los problemas que tenemos también con Cataluña", ha recalcado. Y ha insistido en que el proyecto del PSOE resolvería también "los problemas del Estado autonómico". Una propuesta que, en su opinión, "se está abriendo paso" e incluso es "la única solución" que al final se llevará a cabo.

Regístrate gratis para seguir leyendo

Normas

Archivado En

Recomendaciones EL PAÍS
Recomendaciones EL PAÍS
Recomendaciones EL PAÍS