Selecciona Edición
Conéctate
Selecciona Edición
Tamaño letra

El Poder Judicial aplaza el debate de su informe sobre la ley del aborto

Las protestas de varios vocales por la falta de tiempo para estudiar los dictámenes provoca el retraso

El Consejo General del Poder Judicial (CGPJ) ha decidido aplazar el debate sobre la ley del aborto previsto para el próximo día 4. La decisión se debe a la solicitud formulada por varios vocales que han alegado escasez de tiempo para estudiar las ponencias sobre las que se redactará el informe del Poder Judicial sobre la reforma del Gobierno.

Según fuentes del Consejo, la fecha se determinará en los próximos días. El aplazamiento puede, en cualquier caso, desbaratar las previsiones del ministro de Justicia, Alberto Ruiz-Gallardón, que tenía previsto que el proyecto de ley iniciara en julio su tramitación en el Congreso con la celebración del pleno de las enmiendas a la totalidad del texto.

Le debate del Poder Judicial se realizará sobre dos ponencias, una que pide su retirada y que posiblemente conformará el voto particular de la minoría progresista, y otra moderadamente crítica.

Mientras que la primera de las ponencias ya fue conocida hace semanas, la segunda está siendo examinada por el conjunto de los vocales del CGPJ desde el pasado lunes, razón por la cual un grupo de miembros del citado órgano, que coincide con la minoría progresista y más crítica con la reforma, ha pedido más tiempo para hacer alegaciones.

Este grupo se ha mostrado en desacuerdo con el hecho de que la segunda ponencia no haya sido hecha pública hasta pasadas las elecciones europeas, y también con que después de celebradas se les haya planteado un breve plazo para estudiarla antes del pleno extraordinario.

Dos vocales del sector progresista consultados por Efe han dudado de que, en cualquier caso, quepa la posibilidad de un acuerdo entre los diferentes sectores del CGPJ para hacer un informe consensuado y han apostado porque el resultado del pleno sobre la reforma del aborto, se celebre cuando se celebre, refleje el desacuerdo total de la minoría progresista con el anteproyecto y, por tanto, una división dentro del órgano de gobierno de los jueces