Selecciona Edición
Conéctate
Selecciona Edición
Tamaño letra

La policía va en busca de Ternera y solo halla a su mujer en una casa en Francia

La esposa del dirigente etarra reside en una vivienda del departamento de Ariège, cerca de Andorra

Ampliar foto
Josu Ternera, en un Pleno del Parlamento vasco en 2002.

La policía judicial francesa y agentes del Cuerpo Nacional de Policía española han fracasado esta tarde en un intento de detener al dirigente etarra Josu Urrutikoetxea, Josu Ternera, en una vivienda de Durban sur Arize, en el departamento francés de Ariège (Francia), pero en la misma solo estaba su mujer, Agnes Cerlo, según fuentes de la investigación. Cerlo no tiene pendiente ninguna causa ni existe contra ella ninguna orden judicial, por lo que no ha sido detenida.

El objetivo de la operación, que se venía fraguando desde hace varios días, era la localización de Josu Ternera, sobre el que sí existe una orden de busca y captura. Este etarra fue expulsado de Noruega el pasado febrero, después de que en los meses anteriores hubiera formado parte del grupo de interlocutores con los denominados verificadores internacionales del proceso en que se se halla ETA. Las autoridades noruegas le expulsaron ante la evidencia de que no avanzaba el diálogo entre los representantes de la banda y el Gobierno que encabeza Mariano Rajoy.

Tras su expulsión del país nórdico, los servicios antiterroristas españoles no han sabido dónde estaba Urrutikoetxea, aunque tienen la convicción de que sigue residiendo en un país europeo. En la última semana, el Cuerpo Nacional de Policía creyó tenerle localizado en el departamento de Ariege, próximo a Andorra, lo que por ahora ha resultado erróneo.

La mujer de Ternera, de 51 años, natural de Biarritz, fue detenida en Bayona en 1989 cuando iba en una moto con el dirigente etarra. Un año después, fue penada en Francia a ocho meses de prisión por haber ayudado a su compañero sentimental, pero la condena quedó en suspenso. En la actualidad no había ningún cargo contra ella.