Selecciona Edición
Conéctate
Selecciona Edición
Tamaño letra
ACCIDENTE CON VÍCTIMAS

Nueve de los heridos en el accidente de autobús en Ávila continúan ingresados

Una mujer recibe el alta, una niña permanece en la UCI infantil y su madre será intervenida

El fiscal dice que la declaración en la que el chófer niega haberse dormido no anula la anterior

Ampliar foto
Personal de los servicios de emergencias, el lunes, en el accidente de autobús en Ávila. EFE

Nueve personas que resultaron heridas en el accidente de autobús que causó nueve víctimas mortales el pasado lunes en la localidad abulense de Tornadizos permanecen ingresadas en hospitales de Salamanca y Ávila, después de que una paciente recibiera el alta este miércoles, según el último parte médico facilitado por la Consejería de Sanidad de Castilla y León.

La mujer, de 29 años, se encontraba en la planta de traumatología del Hospital Nuestra Señora de Sonsoles, en Ávila. De las dos personas que el martes aún estaban en la UCI, una paciente de 35 años ha mejorado y ha pasado a planta, donde también se recuperan otros cuatro heridos. La otra es la madre de la niña de siete años que se encuentra en la UCI infantil del Complejo Asistencial Universitario de Salamanca. La mujer ha sido trasladada al mismo centro en el que está su hija, donde se le practicará este miércoles una cirugía maxilofacial. La pequeña evoluciona favorablemente.

Otra mujer de 76 años, J.R.S, también se encuentra en la UCI del hospital salamanquino pero se espera que pase a planta este miércoles. Una joven de 17 años, vecina del municipio albulense de Navalmoral, ya ha salido de la UCI tras ser intervenida de heridas en el cuero cabelludo, fractura de cúbito y luxación de codo.

El ministro del interior, Jorge Fernández Díaz, y la directora de la Dirección General de Tráfico (DGT), María Seguí, han anunciado que acudirán al funeral por las víctimas mortales que se celebrará el jueves en la Catedral del Salvador de Ávila.

La primera declaración del chófer es válida

Óscar Barrios, el fiscal que estuvo presente en la comparecencia del conductor del autobús ante el juez, ha comentado que esta segunda declaración "no resta validez" a la que el imputado hizo el lunes ante la Guardia Civil en el lugar del siniestro, en la que admitía haber "dado una cabezada".

Barrios ha asegurado que las primeras manifestaciones realizadas por R.G.S. deberán incorporarse a las diligencias, ya que figuran en el atestado de la Guardia Civil. En cambio, el abogado de oficio, Juan Antonio González, ha considerado que estas "no tienen validez jurídica" porque se produjeron "sin asistencia letrada".

El fiscal sostuvo que esperará hasta el viernes para comprobar si el instituto armado completa el informe técnico que "aclare cómo se pudo producir el accidente". Si esto no sucede, se plantearía la necesidad de solicitar las declaraciones de los testigos que estén en condiciones de darlas.