Selecciona Edición
Conéctate
Selecciona Edición
Tamaño letra

Rubalcaba está dispuesto a ceder para lograr una “concertación nacional”

El PSOE trabaja en propuestas que Hollande y Letta trasladarán a la UE

Ampliar foto
De izquierda a derecha, Valariano Gómez, Inmaculada Rodríguez Piñeiro, Pedro Saura, Concha Gutiérrez, Alfredo Pérez Rubalcaba y Elena Valenciano, durante la reunión que mantuvieron ayer en la sede central del PSOE.

No es fácil para ningún partido político comprometerse con el Gobierno en un pacto, dada la ausencia de certezas sobre los resultados. El Ejecutivo no ha dado muestras hasta ahora de tener interés en pactar, sino que ha presentado sus propuestas prácticamente cerradas y, además, en forma de decretos leyes, lo que impide cualquier transacción. Pero el agravamiento de la situación económica, con el reconocimiento del Gobierno de que el decrecimiento será superior al pronosticado y de que no habrá creación de empleo significativo hasta 2016, ha insuflado el clamor por el pacto. Toda la oposición lo pide y el PSOE, con especial ahínco.

De entrada, los socialistas preparan un documento con propuestas para reactivar la economía, crear empleo y, de manera perentoria, crear un fondo contra la pobreza. “Vamos a poner lo mejor de nuestras propuestas, lo mejor de nuestra voluntad, para conseguir una concertación nacional, porque España se está desangrando”. Esta declaración dramática la expresó este jueves la vicesecretaria general del PSOE, Elena Valenciano, en el intermedio de la reunión que el secretario general del PSOE, Alfredo Pérez Rubalcaba, celebró con los responsables de las áreas económicas del partido y del grupo parlamentario. “No es fácil, pero la situación es desesperada, y por eso todos estamos dispuestos a ceder, después de escuchar al Gobierno el pasado viernes con una declaración de impotencia y una actitud de brazos caídos. Por nosotros no será, nosotros no nos rendimos”, dijo Valenciano.

¿Qué puede ofrecer el PSOE? A esta pregunta, los dirigentes del partido miran a los líderes socialistas de la Europa del sur y especialmente al presidente francés, François Hollande, y al primer ministro italiano, Enrico Letta. Ambos están en lucha contra la consolidación fiscal y la austeridad sin crecimiento como única política económica para la Unión Europea. Su alianza quiere hacerse notar en las próximas reuniones en Bruselas, y cuantos más aliados logre, mejor. “La prioridad es el trabajo”, señalan ambos políticos. Este lunes, el mandatario italiano de centro izquierda se entrevistará con Rajoy en el palacio de La Moncloa como parte de su periplo de presentación por algunos países europeos. El discurso de Letta y Hollande es el que Rubalcaba expone en las reuniones de la socialdemocracia europea y el que reitera en el Congreso desde hace meses, recuerdan en su entorno.

La viabilidad del pacto que piden los partidos y los sindicatos se medirá el próximo miércoles en el pleno del Congreso, en el que el presidente del Gobierno explicará el Plan Nacional de Reformas que ha presentado a Bruselas. Este también está siendo escudriñado por el PSOE, y lo que percibe no ayuda al acuerdo porque sus datos convierten en inservibles los Presupuestos de 2013. Pero, aún así, el PSOE dice que está dispuesto a pactar.

Más información