Selecciona Edición
Conéctate
Selecciona Edición
Tamaño letra

La fiscalía planea pedir que se prohíba a Bárcenas salir del país

Los informes que tiene el juez señalan las mentiras y los delitos del antiguo tesorero

El magistrado Pablo Ruz le tomará hoy declaración

La Fiscalía Anticorrupción baraja solicitar hoy al juez Pablo Ruz la adopción de medidas cautelares, consistentes en la retirada del pasaporte para impedir viajes fuera de España y la comparecencia ante el juzgado cada 15 días, contra Luis Bárcenas, gerente y tesorero nacional del PP entre 1990 y 2008.

Bárcenas, que declara hoy ante el juez para intentar explicar la fortuna que escondía en Suiza y que nunca declaró al fisco, lleva imputado desde julio de 2009 en el caso Gürtel, la trama de corrupción vinculada al PP que logró decenas de millones de euros entre 1992 y 2008 gracias a contratos amañados o negocios inmobiliarios favorecidos por Administraciones públicas, casi todas gobernadas por el PP, con las que intermediaron.

El extesorero nacional del PP logró en septiembre de 2011 que el Tribunal Superior de Justicia de Madrid archivara la causa abierta contra él por cohecho, blanqueo de capitales y delito fiscal, pero el 15 de marzo de 2012 volvió a ser imputado por la Audiencia Nacional, que admitió un recurso presentado por la Fiscalía Anticorrupción contra el sobreseimiento dictado meses antes.

Un extesorero y cinco sospechas

A Luis Bárcenas, gerente y tesorero nacional del PP entre 1990 y 2009, le persiguen jueces y fiscales por numerosos indicios de grave corrupción, que pueden salpicar al partido que le estuvo pagando hasta el pasado 31 de enero, pese a que lleva imputado en el caso Gürtel desde julio de 2009. Las cinco sospechas que pesan sobre Bárcenas son las que siguen.

» Cohecho. En los apuntes del contable de la red Gürtel aparecía en reiteradas ocasiones el nombre de Luis Bárcenas oculto, según la investigación judicial, en las siglas L. B., aunque también figura un apunte que hace referencia a una inversión inmobiliaria desde una empresa abierta en el extranjero a nombre de L. Bárcenas. El extesorero se defiende asegurando que las siglas no corresponden a su persona, aunque hay grabaciones en el sumario donde el jefe de la trama, Francisco Correa, asegura que ha llevado a Bárcenas, a su casa y a la sede del PP, hasta seis millones de euros por contratos de la época de Francisco Álvarez-Cascos al frente del Ministerio de Fomento (2000-2004). Los apuntes del contable de la Gürtel señalan pagos a Bárcenas por 1.353.000 euros.

» Préstamo a Naseiro para comprar dos cuadros. Bárcenas pidió un préstamo de 330.000 euros al Banco Popular en diciembre de 2002 y sacó el dinero en billetes de 500 euros. Devolvió esa cantidad apenas un mes después y la investigación judicial sospechó de la misma. El extesorero aseguró que se trataba de un trato comercial con su amigo, Rosendo Naseiro, también extesorero del PP y también imputado, pero absuelto, por financiación ilegal del partido en 1990. Naseiro, según la versión de Bárcenas, vio una oportunidad de negocio en dos bodegones que no podía comprar porque le faltaba liquidez, y le pidió prestado a su amigo, que fue al banco a retirar ese dinero. Esta operación se hizo cuando, supuestamente, Bárcenas ya acumulaba una fortuna en Suiza.

» El negocio redondo del medio millón. Rosalía Iglesias, mujer de Bárcenas, acudió en 2006 a la sucursal de Cajamadrid donde tenía una cuenta e ingresó 500.000 euros en billetes de 500. La investigación judicial sospechó que podría tratarse de una comisión ilegal de la red Gürtel, y la Agencia Tributaria abrió un expediente por delito fiscal. Bárcenas argumentó que se trataba de la venta de dos cuadros que compraron en 1987 y que vendieron en 2006. Debido al tiempo pasado, no había que pagar impuestos a Hacienda por las plusvalías obtenidas (superiores a 500.000 euros). La Audiencia Nacional sigue investigando esta operación y hace seis meses llamó a declarar a Bárcenas por la misma.

» Delito fiscal. El descubrimiento de las cuentas suizas de Bárcenas pone de relieve un grave delito fiscal del extesorero durante muchos años. Quien manejaba las cuentas del PP evitaba declarar a Hacienda su patrimonio, de origen desconocido. Ahora, la Agencia Tributaria le atribuye un delito fiscal por fraude de al menos 1,1 millones de euros solo en 2007.

» Financiación ilegal del PP. Los cuadernos de Bárcenas publicados el pasado 31 de enero por EL PAÍS, en los que apuntaba la entrada de dinero procedente de donaciones de distintas empresas y empresarios suponen, de ser veraces, un delito de financiación ilegal del PP, pues se superaron en muchos casos los límites y las condiciones fijadas para estas entregas en la Ley de Financiación de Partidos Políticos.

La Fiscalía Anticorrupción investiga estos hechos que aún no ha asumido ningún juzgado. Además, los dirigentes del Partido Popular en la Comunidad Valenciana también involucraron a Bárcenas en la causa abierta por financiación ilegal que investiga el Tribunal Superior de Justicia.

Desde entonces, la situación judicial se ha complicado para Bárcenas, sobre todo a raíz del descubrimiento de su fortuna opaca en Suiza tras la comisión rogatoria que investigó sus cuentas en ese país y destapó que entre 2005 y 2009 manejó a través de una supuesta fundación (Sinequanon) domiciliada en Panamá unos fondos multimillonarios que tenía invertidos en acciones de grandes empresas españolas fundamentalmente. En ese periodo llegó a acumular hasta 22,1 millones de euros (2007) como consecuencia de la revalorización de un paquete de acciones (en 2005 tenía 14,9 millones de euros y en 2009 casi 12 millones, cuando cambió la titularidad de la cuenta a nombre de otra sociedad, llamada Tesedul).

La Fiscalía Anticorrupción rechazó la semana pasada la adopción de medidas cautelares contra Bárcenas pese a “concurrir múltiples y contundentes indicios de la comisión de diversos delitos que conllevan responsabilidad pecuniaria, básicamente delitos de cohecho, contra la Hacienda Pública y de blanqueo de capitales”, por entender que sería prematuro, dado que aún se encontraban pendientes “numerosas diligencias que resultan precisas para concretar de modo correcto la cuantía de las eventuales responsabilidades pecuniarias”.

Anticorrupción rechazó la semana pasada la adopción de medidas cautelares

La investigación judicial trata de determinar el origen del dinero que Bárcenas acumuló en Suiza y que no declaró en ningún momento en España, ni a través de sus declaraciones de IRPF o Patrimonio, ni cuando, elegido senador por Cantabria, presentó dos declaraciones de bienes en esa institución (2004 y 2008).

Aunque Bárcenas lleva tres años imputado en el caso Gürtel sin que ninguno de los jueces que han tramitado su causa le haya impuesto medidas cautelares, ahora ha aparecido un hecho nuevo y muy relevante (la existencia de una fortuna oculta en el extranjero) unido a la alarma que desencadena que un exdirigente tan relevante de un partido político sobre el que pesa una sospecha de grave corrupción haya salido varias veces de España desde que se conoció esta circunstancia, hace algo más de un mes.

En la negativa de la fiscalía a apoyar medidas cautelares se hacía referencia a que estaban pendientes de elaborar “sendos informes por parte de la Agencia Tributaria y de la Unidad de Delitos Económicos y Financieros de la Policía Nacional”.

Esos informes llegaron el pasado miércoles a la Audiencia Nacional y ponen de manifiesto dos hechos especialmente graves. Por un lado, el fraude al fisco que Bárcenas cometió al menos en 2007, ejercicio que analizan los inspectores de Hacienda porque, de existir delitos fiscales, estarían muy próximos a su prescripción y habría que actuar de inmediato. La Agencia Tributaria señala que Bárcenas tuvo que pagar aquel año 1,1 millones a Hacienda más de lo que abonó en concepto de IRPF e impuesto de Patrimonio, todavía vigente entonces.

Además, el informe policial señala que las dos excusas que Bárcenas ha utilizado públicamente para justificar su fortuna en Suiza (la compraventa de cuadros y las inversiones en promociones inmobiliarias) serían falsas. Al menos, en la investigación policial no constan operaciones comerciales relacionadas con el mundo del arte o con el sector inmobiliario a nombre de Bárcenas que puedan acreditar esa fortuna de hasta 22 millones de euros en Suiza.

Desde que se conoció el escándalo Bárcenas ha abandonado España varias veces

El juez Pablo Ruz deberá decidir hoy mismo si adopta esas medidas cautelares que no solo planea pedir la Fiscalía Anticorrupción, sino que reclamarán con toda seguridad otras partes personadas en esta causa. Esas medidas cautelares pretenden garantizar “la sujeción del imputado al procedimiento, conjurando los posibles riesgos de fuga, la manipulación de las fuentes de prueba o la indebida disposición de bienes por parte” de Bárcenas.

El extesorero nacional del PP guarda nueve cajas de documentación que sacó de la sede nacional de su partido hace tres años y medio. En ellas, entre otros documentos, figuraban listados de colaboraciones de la trama Gürtel con el partido y con organizaciones provinciales y autonómicas de la formación conservadora.

Su fortuna personal y sus retribuciones mensuales, que el PP le ha estado pagando hasta el pasado 31 de enero, le permiten viajar por el mundo sin problemas.

En su último movimiento estratégico antes de que salieran a la luz pública sus cuentas en Suiza, Bárcenas declaró ante notario a mediados de diciembre pasado que junto al que fue durante muchos años su jefe directo, el también extesorero del PP Álvaro Lapuerta, llevó una contabilidad analítica donde registraba las donaciones empresariales que recibió el partido entre 1994 y 2009 —el primer año corresponde justamente a cuando abrió sus cuentas en Suiza y el último a cuando cambió la titularidad de la cuenta en la que tenía su fortuna—. Entre esas donaciones empresariales de las que habló ante notario Bárcenas figuraría, según el cuaderno manuscrito por el extesorero que ha publicado EL PAÍS, al menos una empresa, Constructora Hispánica, que figura en el sumario del caso Gürtel por pagos de comisiones ilegales a cambio de obras públicas en Ayuntamientos gobernados por el PP. Entre los beneficiarios de esas comisiones pagadas por Constructora Hispánica figura, según la documentación incorporada al sumario, Luis Bárcenas.

Más información