El Rey ya “camina con autonomía” tras su operación de cadera

La evolución es “muy favorable” y se va a intensificar el programa de recuperación, según el parte

La familia real, con Iñaki Urdangarín, a la salida del Hospital. Foto: Carlos Álvarez (Getty Images) / Vídeo: AtlasFoto: Carlos Álvarez (Getty) / Vídeo: Atlas (atlas)

Tras su operación de cadera izquierda del pasado viernes, el Rey  “camina con autonomía por su habitación, sin ayuda de muletas, y su evolución es "muy favorable", según el parte médico, pero no será dado de alta hoy. Esta vez quieren tomárselo con calma para que no ocurra la última vez, cuando don Juan Carlos tuvo que volver a pasar por el quirófano días después de operarse de la cadera derecha porque se le salió la prótesis en un movimiento brusco.

Más información

Ayer, eso sí, empezó a “intensificar el programa de recuperación”. Ahora realiza dos sesiones de fisioterapia diarias, lo que le permite ganar movilidad y autonomía. Podría recibir el alta mañana miércoles.

Esta es la tercera operación de cadera del Rey en ocho meses. Los médicos le habían recomendado operarse antes de la cadera izquierda, que tenía “bastante maltrecha”, según sus propias palabras, por la artrosis, pero el Monarca prefirió posponer la intervención hasta después de la cumbre iberoamericana de Cádiz. “Yo me hubiera operado antes, pero él es muy duro”, dijo el doctor Ángel Villamor, que le implantó el pasado viernes “una prótesis de última generación” en la articulación dañada.

El Rey recibió el domingo la visita de toda la familia real, incluido su yerno, Iñaki Urdangarin, imputado por malversación, fraude a la Administración y falsedad en el llamado caso Nóos. Los duques de Palma llegaron  a las 15.30 horas al hospital con su hijo mayor, Juan Valentín, la Reina y la infanta Elena. Quince minutos más tarde lo hacían los Príncipes con sus hijas, las infantas Leonor y Sofía. Todos coincidieron en la habitación de don Juan Carlos, Hacía más de un año que no se les veía a todos juntos. La última vez fue el 12 de octubre de 2011, día de la Fiesta Nacional.

Al salir del hospital, el Príncipe aseguró que habían ido “todos juntos” a ver al Rey y que eso le había “animado mucho”. Preguntado por qué le había dicho don Juan Carlos, Urdangarin no quiso contestar, y la infanta Cristina le dio unas palmaditas de ánimo antes de meterse en el coche.

Archivado En:

Te puede interesar

EmagisterPerfiles Profesionales 2022

Lo más visto en...

Top 50