Selecciona Edición
Conéctate
Selecciona Edición
Tamaño letra

Varios incendios obligan a evacuar a más de 600 personas en Canarias

Las llamas llegan al parque nacional de Garajonay, en isla de La Gomera

Un bombero ayer junto a las llamas del incendio forestal declarado en Alajeró (La Gomera).
Un bombero ayer junto a las llamas del incendio forestal declarado en Alajeró (La Gomera). EFE

Los incendios de La Gomera y La Palma, donde se reanudarán esta mañana las labores de extinción, mantenían ayer varios flancos que no habían sido controlados. La mayor preocupación estaba en La Gomera. Las llamas, que alcanzaron el parque nacional de Garajonay, afectaban anoche a unas 3.000 hectáreas. A lo largo del día, 600 personas habían tenido que ser desalojadas de sus casas, pero según el consejero de Economía, Hacienda y Seguridad de Canarias, Javier González Ortiz, a última hora solo 45 permanecían en los albergues habilitados. Mejor pronóstico presentaba el fuego de La Palma, prácticamente cercado salvo en una zona. En esta isla la superficie afectada llegaba a las 1.000 hectáreas y las 70 personas que habían sido evacuadas el sábado habían podido volver a sus viviendas.

Los incendios en ambas islas comenzaron el sábado, el de La Gomera en los municipios de Vallehermoso y Alajeró, y el de La Palma en el municipio de Villa de Mazo. En La Gomera, los frentes sin control se encontraban anoche dentro de Garajonay, considerado el flanco norte, y en el barranco de La Loja, considerado el flanco noroeste y, según González Ortiz, la zona que más preocupaba. “El fuego está en la cabecera del barranco. Se ha puesto más énfasis en este punto para evitar que vaya hacia abajo porque si lo hace afectaría a una zona de pinar y costaría más controlarlo”, explicó al otro lado del teléfono.

En el parque, de casi 4.000 hectáreas, hay 21 especies amenazadas

En el parque, de casi 4.000 hectáreas, hay 21 especies catalogadas como amenazadas y en torno a él existen comunidades vegetales altamente combustibles. Eso permitió, en palabras del consejero, que las llamas se extendiesen hasta allí, pero se esperaba una ralentización de las mismas porque una vez dentro, el fuego había topado con laurisilva, vegetación que al ser más verde provoca una combustión más lenta.

La situación a lo largo de la jornada llegó a ser tan preocupante que durante su visita a primera hora de la tarde al Centro de Coordinación Operativa Insular del Cabildo de La Palma, el presidente del archipiélago, Paulino Rivero, afirmó que había “un fuego absolutamente descontrolado en dos frentes”, informa Efe.

En la isla de La Palma, Cruz Roja tuvo que atender a 36 personas

Avanzado el día, de los 23 núcleos de población de San Sebastián de La Gomera, Vallehermoso y Alajeró que habían sido evacuados, solo permanecían fuera vecinos del barrio de La Loja, perteneciente a San Sebastián de La Gomera, y del caserío de la Imada, en el término municipal de Alajeró.

En el resto de las zonas de la isla en las que se mantenían activas las llamas, estas estaban ayer estabilizadas. Se trataba del flanco sur, correspondiente a Alajeró, y el flanco oeste, en Villahermoso.

La situación del incendio obligó a desplazar a La Gomera un helicóptero del Gobierno de Canarias que estaba operando en La Palma. El Ejecutivo tenía al final de la jornada cuatro de sus helicópteros en la isla colombina, además del Kamov del Estado con base en Los Rodeos. Asimismo, el Cabildo de Tenerife destinó a una Brigada Brifor con una autobomba y ocho personas de la unidad helitransportada, que se sumaron a los retenes del Cabildo, bomberos del Consorcio de Tenerife, la Unidad Militar de Emergencia (UME) —con 40 efectivos por turno y vehículos especiales—, policía local, Protección Civil y Guardia Civil.

“En La Palma la situación está mejor”, añadía en la conversación telefónica el consejero de Economía, Hacienda y Seguridad. En esta isla la zona más activa era el pico Nambroque, en la montaña de La Horquera, situada al noroeste de Mazo. “El resto está estabilizado”, agregó.

Cruz Roja tuvo que atender a 36 personas en el Puesto Médico Avanzado localizado en la Casa de la Cultura de Los Andares, en Mazo, pero según González Ortiz se trató de cuestiones leves.

En las labores de extinción intervenían ayer dos helicópteros de las Brigadas de Refuerzo de Incendios Forestales y el Presa del Cabildo de Gran Canaria, apoyados por los equipos de tierra del Cabildo de La Palma y la UME, con tres pelotones formados por 76 efectivos.

Aunque hacer predicciones en estos casos es difícil, el consejero esperaba anoche poder dejar hoy totalmente estabilizado el incendio de La Palma y ralentizar todo lo posible el de La Gomera.