Selecciona Edición
Conéctate
Selecciona Edición
Tamaño letra

¿Quién discrimina más a los Ayuntamientos de Castilla-La Mancha?

Populares y socialistas se acusan de primar a los consistorios afines en los pagos

La presidenta regional de Castilla-La Mancha, Dolores de Cospedal.
La presidenta regional de Castilla-La Mancha, Dolores de Cospedal. EFE

Los pagos a 60 municipios, por un importe total de 3,6 millones de euros, han desatado la pugna por el último puesto de discriminador en Castilla-La Mancha. Los socialistas, que han tenido acceso a la documentación de los abonos realizados por la Junta entre julio y septiembre, no tardaron ni minutos en denunciar que la presidenta Dolores de Cospedal está primando a los Ayuntamientos del PP. Desde el Gobierno castellano-manchego, la consejería de Hacienda ha respondido con un informe, de toda una legislatura y por departamentos, que indica que el expresidente, José María Barreda, pagaba más y en mayor medida a los Consistorios socialistas. En las dos legislaturas, los Ayuntamientos gobernados por socialistas son mayoría.

Según los socialistas, del total de Consistorios que ingresaron pagos de la Junta en los tres primeros meses de Gobierno de De Cospedal, más del 78% son del PP, mientras que apenas un 21% están gobernados por el PSOE. El porcentaje se eleva algo si se tiene en cuenta el volumen total de los pagos realizados, ya que los municipios socialistas recibieron un 27,3% de los más de 3,6 millones de euros que se abonaron, mientras que los populares cobraron el 72,7% restante.

Por su parte, el estudio realizado por el Gobierno popular indica que, por ejemplo, desde la dirección general de Familia y Menores, la mayoría de subvenciones y convenios concedidas por el Gobierno de Barreda se destinaron a Ayuntamientos del PSOE. El número de Consistorios al que llegaron estas ayudas supuso el 59%, con lo que apenas el 36% eran populares, mientras que si se tiene en cuenta el montante total abonado, los socialistas percibieron un 65,71%, por el 30% que cobraron las corporaciones municipales del PP (el 5% restante en ambos casos fue a entidades locales de otros signos). Pero los porcentajes son distintos en otros departamentos y se elevan en el caso del empleo. Según los datos de los populares, las ayudas de Barreda a los Ayuntamientos en este departamento acapararon el 72,8% del montante total de más de 379 millones de euros abonados a lo largo de la legislatura. El 59% de los destinatarios eran socialista.

Fuentes de la actual Consejería de Hacienda aseguran que los pagos se están efectuando a todos por igual, “a cuentagotas”, ante la carencia de recursos y sin tener en cuenta el signo de los municipios. Y la vicesecretaria general y portavoz del PSOE regional, Cristina Maestre, ha desvelado un escrito en el que se informa de que no se permiten más visitas de representantes del PSOE a la consejería para conocer a quién se está pagando y a quién no se está pagando. “El escrito llega apenas 48 horas después de la primera visita a la Consejería de Hacienda. Debe ser que a Cospedal no le ha gustado lo que hemos podido averiguar y lo que le hemos contado a la opinión pública”, ha indicado Maestre.

Los alcaldes socialistas mantienen que la deuda del Gobierno de Cospedal en 2011 asciende a 120 millones de euros. De hecho, algunos de ellos iniciaron huelgas de hambre para reclamar los impagos, mientras otros reclaman un calendario de pagos para concretar las fechas en las que se saldarán las deudas. Fuentes de la consejería de Hacienda aseguran que con el endeudamiento autorizado por el Gobierno central y el préstamo del ICO para pagar deudas a acreedores se irán abonando los pagos.

Piedrabuena devuelve competencias

El alcalde socialista de Piedrabuena (Ciudad Real), José Luis Cabezas, anunció ayer que devolverá los servicios sociales a la Junta de Comunidades, por los impagos reiterados de la Administración regional, que los hacen inviables, y porque no se atienden sus peticiones para analizar su viabilidad.

Cabezas ha justificado su decisión por la "asfixia económica" que está suponiendo para las arcas municipales la prestación de servicios sociales que son competencia de la Junta de Comunidades. "No quiero ser el responsable del desmantelamiento de los servicios sociales en Piedrabuena, y nadie me podrá acusar de esto porque llevo 17 años de alcalde y la colaboración con la Comunidad Autónoma en todos los ámbitos, pero especialmente en materia de servicios sociales, ha sido plena", ha aseverado.

En principio, los servicios a devolver, incluidos todos los trabajadores que se encargan de ellos, serían los correspondientes a la ayuda a domicilio, el Plan Regional de Inserción Social (PRIS), la vivienda tutelada y el plan concertado.

Más información