Selecciona Edición
Conéctate
Selecciona Edición
Tamaño letra

Fría mentalidad de un deportista de élite

Urdangarin se refiere a su esposa como "la infanta doña Cristina"

Los duques de Palma tienen previsto partir mañana a Washington

Se entrenó durante tres días con sus abogados para este partido

El yerno del Rey está hoy más tranquilo que durante la declaración de ayer

Los abogados se quejan en privado de cierto abuso de poder de Castro

El duque de Palma, Iñaki Urdangarin, abandona los juzgados de la capital balear a las 14.07 de hoy para comer.
El duque de Palma, Iñaki Urdangarin, abandona los juzgados de la capital balear a las 14.07 de hoy para comer. EFE

Haber jugado 154 veces con la selección española de balonmano, participar en tres Juegos Olímpicos  (Barcelona, Atlanta y Sydney) y tener en su poder seis copas de Europa con el Barcelona y 10 títulos de la Liga Asobal han forjado el carácter frío de Iñaki Urdangarin. Eso al menos es lo que piensan los expertos que asisten a su comparecencia ante el juez José Castro en el juzgado número 3 de Palma de Mallorca.

Así se explican que el duque esté aguantando las más de 17 horas que lleva declarando sobre su vinculación en el caso Nóos. Los abogados de Urdangarin se quejan en privado del exhaustivo interrogatorio y llegan a afirmar que una cosa es que todos sean iguales ante la ley y otra lo que ellos llaman, cierto abuso de poder. Quienes conocen al juez Castro aseguran que su proceder es siempre así de minucioso, aunque quizá este fin de semana ha dejado claro que en el caso de Urdangarin trabaja a conciencia.

Fuentes de la defensa señalan que el juez ha cogido los 4.000 folios del sumario y le ha ido preguntado al imputado por todas y cada una de las cosas que figuran en él. En esta segunda jornada incluso ha vuelto a formularle algunas preguntas que ya le hizo ayer. A Castro no le gusta que Urdangarin diga que no lo recuerda o que no lo sabe y en alguna ocasión le ha dicho algo así como "le tendré que preguntar hasta a la señora de la limpieza", lo que ha sido interpretado por la intención de llamar a declarar a todo aquel que sea preciso incluida la infanta Cristina. Si bien los abogados del duque creen que no sucederá.

Urdangarin, según estas mismas fuentes, se muestra tranquilo en la sala. Más hoy que ayer. Las imágenes de las entradas y salidas al juzgado también lo atestiguan. Dicen que conforme pasan las horas se muestra más tranquilo. Tiene esa seguridad de quien sabe que conoce las respuestas, que se ha aprendido bien la lección.

La fortaleza mental de quien fue un deportista de élite sometido a importantes presiones, unida a una dura preparación están dándole resultado. Urdangarin se entrenó durante tres días con sus abogados para este partido. Con ellos estudió respuestas y preparó cómo salir de las cuestiones más complicadas.

Gracias a ese temple de deportista cuentan que Urdangarin pudo descansar bien las horas en que pernoctó en Marivent donde le aguardaba doña Cristina. A la espera de lo que dictamine el juez, los duques de Palma tienen previsto salir mañana por la mañana de la isla y tomar en Madrid y avión con destino a Washington para reunirse con sus cuatro hijos.

Más información