Selecciona Edición
Conéctate
Selecciona Edición
Tamaño letra

El PSC propondrá a Montilla como senador autonómico

El ex presidente de la Generalitat será propuesto con toda probabilidad por su partido como nuevo senador por designación autonómica

José Montilla, acompañando el domingo a Carme Chacón, tras conocer los resultados del 20-N. EFE

El ex presidente de la Generalitat, José Montilla, quiere volver de nuevo a la política activa. El Partit dels Socialistes de Catalunya (PSC) tiene de plazo hasta el viernes para comunicar al Parlamento catalán los nombres de los dos nuevos senadores por designación autonómica en sustitución de Joan Sabate y Assumpta Bach, que mantuvieron sus cargos tras las elecciones de hace un año. Y todo apunta que los candidatos son Montilla y Iolanda Pineda, ex alcaldesa de Salt. Los ex presidentes de la Generalitat tienen derecho a cobrar durante al menos una legislatura el 80% del salario que percibían cuando estaban en activo además de disfrutar de una oficina en el centro de Barcelona. Según la ley de 2003 que regula el Estatuto de los ex presidentes (que afecta por ahora al convergente Jordi Pujol y a los dos socialistas Pasqual Maragall y José Montilla),  Montilla no podrá cobrar de las dos instituciones por lo que deberá renunciar a uno de los dos salarios públicos.

La decisión de Montilla no ha sido bien vista incluso por miembros de su propio partido que consideran innecesario que de ahora el paso. De hecho, no ha sido el único que se había postulado para el puesto: Celestino Corbacho, ex ministro de Trabajo y ahora diputado autonómico, también deseaba la plaza. Sin embargo, el PSC quiere aplicar a rajatabla la paridad y Corbacho cayó de la terna. La elegida ha sido Iolanda Pineda, ex alcaldesa del municipio de Salt (Girona), que iba de número dos en la lista por Girona. El domingo, los socialistas pasaron en esa circumscripción de tres escaños a uno y Pineda estaba pendiente de saber el recuento final de los votos por un diputado que bailaba entre el PSC y ERC. Finalmente, este mediodía ese diputado ha recaido en el partido independentista tras el escrutinio definitivo

Aunque sea senador, Montilla quiere acogerse al derecho que le asiste para tener abierta la oficina de ex presidente en la Diagonal de Barcelona. En la tensa ejecutiva del lunes, en que el PSC debatió su desplome el 20-N, Montilla recordó a sus compañeros su intención de ser senador y el presidente del partido, Isidre Moles, expresó su contrariedad por lo inoportuno de la propuesta, según publica hoy La Vanguardia. Anna Simó, portavoz de Esquerra Republicana (ERC), criticó abiertamente la designación: "Un presidente de la Generalitat no tiene que ir a hacer nada al Senado".