Selecciona Edición
Conéctate
Selecciona Edición
Tamaño letra

España debe 600 millones al proyecto de avión Eurofigther

EADS espera que se llegue a una solución antes de final de año

En una visita relámpago, el consejero delegado de EADS, Louis Gallois, se ha mostrado satisfecho del “buen momento” por el que atraviesa el consorcio aeronáutico europeo en España. Aunque reconoció una deuda de unos 600 millones de euros por parte de la Administración española al programa del avión de combate, Eurofigther, se mostró convencido de que “se llegará a una solución parcial antes de fin de año”.

El próximo Gobierno tendrá que abordar este asunto al que el propio Gallois ha querido restar importancia, destacando por el contrario las razones para el optimismo en la dimensión española de EADS, que ha multiplicado por cuatro su facturación en los últimos años. De los 45.000 millones que alcanza la cifra de negocio de EADS, España acapara 5.000, el 11%, con una plantilla que ha crecido hasta los 10.000 empleados. La facturación seguirá en aumento el próximo año, tanto por la entrega de seis aviones para repostar en vuelo de Airbus Military como por el incremento de la producción de los aviones comerciales de Airbus, señaló.

Gallois recordó también que España posee (a través de la SEPI) un 5% de EADS y que la carga de trabajo es muy superior; en algún caso como el A-350 alcanza el 12%. España podría aumentar su participación, según Gallois, adquiriendo acciones en el mercado libre, pero no incidiría en el reparto actual de poderes entre Francia y Alemania.

Además, Gallois reconoció el alto nivel de competitividad que han alcanzado los centros de producción de EADS en España y se mostró también satisfecho con la participación de los proveedores.