Rajoy frena el proyecto del Consell para la financiación autonómica

El líder del PP se opone a la propuesta defendida por el Gobierno de la Generalitat valenciana

El líder del PP, Mariano Rajoy.
El líder del PP, Mariano Rajoy.EUROPA PRESS

El presidente del PP Mariano Rajoy echó ayer un jarro de agua fría a la propuesta impulsada por el Consell y asumida por toda la oposición de reformar el Estatuto de Autonomía para conseguir una mejor financiación para la Comunidad Valenciana.

Rajoy aseguró ayer en Pontevedra que “ahora mismo” no es partidario de reformar la actual ley de financiación autonómica. “En este momento, dijo, lo que queremos es que se cumpla” y, a renglón seguido, aseguró que su mayor preocupación es que “todas las comunidades autónomas cumplan el déficit”. Para conseguirlo lo primero que quiere modificar es la Ley de Estabilidad Presupuestaria.

Las manifestaciones del presidente de los populares suponen, de hecho, un frenazo en seco a las reivindicaciones de la Comunidad Valenciana. El Consell, y muy significativamente el expresidente Francisco Camps, criticó de forma notable la nueva ley de financiación autonómica porque perjudicaba a los valencianos que, de nuevo, iban a recibir menos dinero per cápita que la media española. El PSPV, al igual que el resto de la oposición, también reconoció el hecho y se sumó a la reivindicación.

La reforma del Estatut

Ante la imposibilidad de reformar la ley, todos los grupos parlamentarios de las Cortes Valencianas, salvo EU, aprobaron el pasado mes de marzo una modificación del Estatut para incluir una cláusula que blindara las inversiones estatales.

La reforma prevé una disposición adicional que vincula las inversiones en los Presupuestos Generales del Estado al peso de la población valenciana. Una disposición que ya existe en otros Estatutos, como el de Cataluña, Andalucía y Aragón, que los populares se negaron a introducir en la reforma de 2006 porque la consideraban inconstitucional. Más tarde el Tribunal Constitucional consideró legal este tipo de cláusulas, aunque especificó que no obligan al Estado.

En el debate sobre la reforma, el PP celebró de pie y con aplausos su aprobación porque, en palabras de su portavoz David Serra, iba a comportar “cambios importantes para la política económica y de inversiones”. Cinco meses después, Rajoy ya ha señalado que si gana las elecciones generales del 20-N no tocará la ley de financiación autonómica. Y todo indica que no permitirá una reforma de la misma por la puerta de atrás.

Archivado En:

Te puede interesar

EmagisterCursos Recomendados

Lo más visto en...

Top 50