El PP valenciano anuncia que ni Camps va a dimitir, ni Rajoy se lo va a pedir

El portavoz de Economía del PP tilda de "percance" el procesamiento del presidente valenciano El secretario general de Madrid afirma que su inocencia quedará demostrada "próximamente"

Antonio Clemente, secretario general del PP valenciano.
Antonio Clemente, secretario general del PP valenciano.EFE

El secretario general del PPCV, Antonio Clemente, se ha mostrado hoy convencido de que el presidente de la Generalitat valenciana, Francisco Camps, no se ha planteado dimitir tras su procesamiento por el caso Gürtel, así como de que Mariano Rajoy tampoco se lo pedirá.

"Estamos absolutamente convencidos de que el presidente Camps es una persona honrada", ha señalado Clemente en Punto Radio, para insistir en que el partido le apoya "en todas sus decisiones" y que se acatará y respetará el fallo judicial aunque se pueda o no compartirlo.

Preguntado sobre si Camps -que desde el viernes pasado no tiene agenda oficial- se plantea dimitir con motivo de su procesamiento, el secretario general de los populares valencianos lo ha negado y ha añadido que el partido tampoco lo contempla, y sobre si el líder del PP se lo llega a pedir, ha respondido: "No va a ocurrir eso".

"Lo que no entienden [los valencianos] es que a un presidente de la Generalitat se le pueda buscar una responsabilidad política bastante discutible, como es el cohecho impropio", ha afirmado. En este sentido, también ha dicho: "Aquí estamos hablando de tres trajes", para enmarcarlo en un hipotético "pacto de caballeros" que se habría dado este pasado fin de semana entre Alfredo Pérez Rubalcaba y Mariano Rajoy para no aludir directamente a este caso.

Clemente también ha criticado que los socialistas utilicen "cualquier cosa" para criticar a Camps "para enmascarar sus resultados" electorales del pasado 22 de mayo y ha insistido en la tesis de que "a los ojos de los valencianos", este asunto "no tiene mucho peso específico", a la vista de los resultados de las últimas elecciones autonómicas. Clemente también ha denunciado el "lamentable juicio paralelo mediático" que está teniendo lugar desde que se destapó la posible implicación de Camps en el caso Gürtel.

"Que una persona como el presidente Camps esté siendo vapuleada en algunos medios de comunicación sin prácticamente ninguna posibilidad de defenderse es lamentable", ha criticado Clemente para reivindicar que la presunción de inocencia "es para todos".

Ni Camacho ni Rubalcaba están en ese sumario [el Faisán] y hay otros sumarios en el que sí hay miembros de la cúpula del PP [el caso Gürtel] y no se ha pronunciado" ELENA VALENCIANO

"Percances"

Pero no ha sido el único dirigente popular en hablar de Camps. El portavoz de Economía, Cristóbal Montoro, se ha referido, aunque casi de soslayo, al procesamiento de Francisco Camps por el caso de los trajes. "A veces ocurren estos percances en la cosa pública", ha afirmado. Así trataba de salir al paso de la decisión del juez José Flors de encausar al presidente de la Generalitat valenciana por haber aceptado regalos pagados por la trama Gürtel. El dirigente popular se ha remitido a las palabras de este fin de semana de la vicepresidenta de Organización de su partido, Ana Mato, en las que defendía la "honradez" de Camps y aseguraba que había sido avalado por los votos en las elecciones del 22 de mayo. "Yo no soy el portavoz en ese área, en todo caso Mato ya ha fijado la estrategia del PP en este asunto".

El portavoz de Economía también ha eludido pronunciarse sobre la necesidad de que Camps dimita, tal y como su partido ha exigido a Alfredo Pérez Rubalcaba por el caso Faisán, pese a que el candidato socialista a la presidencia ni siquiera está implicado por el juez en esta causa. "Todo depende de lo cómodo que una persona se encuentre en el servicio público. Si alguien deja de estar cómodo, debería irse", ha dicho. Montoro ha preferido mantenerse cauto y ha recalcado que el presidente de Valencia todavía no ha sido condenado: "No hay que prejuzgar".

Desde las filas socialistas, tampoco son ajenos a los dos grandes casos que están centrando la vida político judicial española. Elena Valenciano, diputada y directora de campaña del PSOE, ha opinado en una entrevista en Onda Cero que el caso Faisán le resulta “raro”. Valenciano no ha querido evaluar el auto del juez Pablo Ruz desde un punto de vista jurídico, pero como “ciudadana, sin ser una experta”, ha dicho que le “parece muy poco verosímil que gente que se ha jugado la vida durante muchísimos años y tienen una experiencia probada en la lucha contra el terrorismo, sean los que han colaborado con la banda”.

En el “frente político”, como lo ha llamado, la dirigente socialista considera que el PP está instrumentalizando el caso del chivatazo para arremeter contra Rubalcaba, porque “ha decidido ya que ahí hay dos culpables, el candidato [Rubalcaba] y el ministro de Interior, [Antonio Camacho]”.

Valenciano, directora de campaña de Rubalcaba, ha criticado el doble rasero del PP en cuanto a los casos judiciales más mediáticos del momento. "Ni Camacho ni Rubalcaba están en ese sumario [el Faisán] y hay otros sumarios en el que sí hay miembros de la cúpula del PP [el caso Gürtel] y no se ha pronunciado", ha dicho en tono severo. La secretaria de Política Internacional y Cooperación del PSOE cree que el presidente de la Generalitat valenciana debería dimitir y ha denunciado que "esté escondido” y que el líder del PP, Mariano Rajoy, “no diga nada, como si este asunto no fuese con él". Respecto al caso Faisán, que el PP cree que inhabilita a Rubalcaba como candidato, Valenciano ha defendido: "Vayamos por partes. Primero veamos si estos policías tenían algo que ver o no, y luego vayamos por la mayor”.

El secretario general del PP de Madrid, Francisco Granados, ha defendido en una rueda de prensa en la capital que la inocencia del presidente de la Generalitat valenciana quedará demostrada "próximamente". Según Granados, Camps "ya ha dicho y ha manifestado por activa y por pasiva que es absolutamente inocente de los cargos que se le imputan".

Además, la exministra de Sanidad, Ana Pastor, ha instado al ministro de Fomento, José Blanco, a preocuparse "de lo que importa a los españoles" y no del procesamiento de Camps. "Que se preocupe de los servicios públicos en este país, de la deuda de 15.000 millones de euros de la sanidad y de los cinco millones de personas en paro", ha zanjado, tras asistir a un curso de la Universidad Internacional Menéndez Pelayo (UIMP) en A Coruña.

Normas

Archivado En

Recomendaciones EL PAÍS
Recomendaciones EL PAÍS
Recomendaciones EL PAÍS
Logo elpais

Ya no dispones de más artículos gratis este mes

Suscríbete para seguir leyendo

Descubre las promociones disponibles

Suscríbete

Ya tengo una suscripción