Selecciona Edición
Conéctate
Selecciona Edición
Tamaño letra

Curbelo: "El único agredido y maltratado he sido yo"

El senador socialista fue detenido el jueves de madrugada por atentar contra la autoridad

Curbelo, junto al vicepresidente del Cabildo, Gregorio Medina, durante la rueda de prensa de hoy.
Curbelo, junto al vicepresidente del Cabildo, Gregorio Medina, durante la rueda de prensa de hoy. EFE

El presidente del Cabildo de La Gomera y senador del PSOE por la isla, Casimiro Curbelo, ha negado hoy que insultara y agrediera a ningún policía y ha subrayado que él ha sido el “único agredido, maltratado y humillado”. Curbelo fue detenido la madrugada del jueves en Madrid, según fuentes policiales bajo el delito de atentado contra agentes de la autoridad.

Curbelo, en una rueda de prensa que ha dado para explicar los hechos, ha insistido en que la actuación policial fue desproporcionada y ha calificado la intervención de “poco ajustada a derecho”, informa Efe. El senador ha avanzado que su abogado está preparando las actuaciones judiciales que procedan y ha lamentado que se hayan tergiversado las cosas para hacer “daño a un político y al PSOE”.

El también presidente del Cabildo ha explicado que las “tesis del erotismo y las saunas” que se han utilizado son mentira y ha señalado que el origen de lo sucedido se encuentra en una denuncia que su hijo Adays, de 26 años, quiso interponer ante el Cuerpo Nacional de Policía por el trato que habían recibido en un establecimiento de ocio de la calle Orense. Adays tuvo una discusión con un camarero, fue conminado a abandonar el local y, a instancias del joven, decidieron denunciar el incidente, lo que ocurrió sobre las tres de la madrugada.

Fue en una comisaría situada en la zona donde se produjeron, según el político, "los lamentables acontecimientos", que comenzaron cuando su hijo le dijo al agente que estaba en la puerta que quería poner una denuncia. De acuerdo con el relato del presidente del Cabildo gomero, el agente le respondió que se fuese. Ante la insistencia del joven, el policía le empujó.

Curbelo ha añadido que, ante un segundo empujón, Adays puso su brazo para protegerse, lo que fue entendido como un intento de agresión y el chico fue detenido y esposado. El senador recriminó al policía su actuación y le dijo que se trataba de una detención ilegal y desproporcionada y que estaban tratando a su hijo "como si fuera un terrorista".

Ha asegurado que él también fue empujado y, ante la insistencia de sus críticas, cuatro agentes se abalanzaron contra él, lo tumbaron boca abajo, le rompieron las gafas y el teléfono móvil y le esposaron. Les advirtió que se trataba de una detención ilegal ya que para detener a un senador tiene que ser sorprendido en flagrante delito, y “no era el caso". Su hijo y él fueron trasladados a la comisaría de Tetuán, donde permanecieron unas cuatro horas, y sobre las 14.00 fueron puestos en libertad.

Después de la rueda de prensa, el presidente de la administración insular se ha explicado de forma similar en un pleno extraordinario del Cabildo celebrado para que informase sobre los motivos de la detención. En él ha dicho que no va a dimitir y ha rechazado la creación de una comisión de investigación solicitada por el PP.

Reacción del PSOE

La portavoz de los socialistas en el Senado, Carmela Silva, ha pedido a los populares que "no se lancen como buitres contra Curbelo sin conocer la versión oficial de lo ocurrido". "Si se demuestra alguna acusación contra él, el PSOE actuará en consecuencia sin que lo tenga que pedir el PP", ha añadido.

Fuentes policiales habían explicado este jueves que Curbelo se encontraba en un reservado de una sauna cercana a la zona de bares de Azca, cuando organizó un altercado. Rompió una mesa que había en ese reservado, por lo que fue desalojado del local. El senador acudió a la comisaría de policía que hay junto a los bares y exigió que la policía acudiera a la sauna.

El agente que estaba en la puerta le dijo que no podían hacer nada y que, si tenía algún problema, pasara a la comisaría a denunciar. Lejos de hacerlo, agredió al policía, por lo que el funcionario llamó a refuerzos. Acudió un coche patrulla del Grupo de Atención al Ciudadano de la comisaría del distrito de Tetuán. Nada más bajarse un funcionario, el acompañante del senador (supuestamente su hijo) le asestó otro tortazo.

Ambos fueron detenidos por sendos delitos de atentado contra agente de la autoridad y quedaron en libertad a las 14.30 tras prestar declaración. Al tener domicilio conocido, carecer de antecedentes y gozar de inmunidad parlamentaria, el senador fue puesto en libertad pendiente de que sea citado por el juez que instruya la causa.

Curbelo, profesor de 55 años, nació en San Sebastián de La Gomera, municipio del que fue alcalde entre 1983 y 1986. Es miembro de la Cámara Alta desde 1993, donde actualmente ocupa los cargos de viceportavoz en la Comisión de Cooperación Internacional para el Desarrollo y vocal en la Comisión de Asuntos Iberoamericanos. Presidente del Cabildo de La Gomera desde 1991, también es diputado del Parlamento de Canarias desde 2007; igualmente lo fue en el periodo 1987-1991. Está casado y tiene tres hijos.