Fantasía, realidad, emoción, suspense… Diez novedades imprescindibles para lectores de entre seis y 18 años

Estas lecturas conseguirán que los menores se abran a los demás y se sientan más cerca de los demás

Diez novedades imprescindibles para lectores de entre seis y 18 años.
Diez novedades imprescindibles para lectores de entre seis y 18 años.

“A lo mejor la literatura va de eso. De darte cuenta de que otros pasaron por lo mismo que tú. En una novela. En una canción. También en los cuentos de Boccaccio”, dice a sus alumnos Lupe, la profesora de Literatura Universal protagonista de El síndrome de Bergerac, la novela con la que Pablo Gutiérrez conquistó recientemente el Premio Edebé de Literatura Juvenil. Algo parecido afirmaba recientemente Bruno Le Maire, ministro francés de Finanzas, en un discurso en favor de la lectura que se hizo viral: “Las palabras os van a calmar porque os harán comprender que formáis parte de una comunidad que siente las mismas cosas, que no estáis solos. Esa es la singularidad de la lectura: es una actividad solitaria que os abre al resto del mundo. Estáis solos, pero nunca estáis tan cerca de los demás como cuando leéis un libro”. Aquí una selección de diez libros para lectores de entre 6 y 18 años que les harán abrirse al mundo y sentirse más cerca que nunca de los demás.

Más información

A partir de seis años

4 cobayas mutantes (Harper Kids): Artur Laperla es una fuente inagotable de cómics imprescindibles para niños y niñas que se inician en el camino de la lectura. Al éxito de las series Superpatata (Bang Ediciones) y Félix y Calcita (Beascoa) se une ahora una nueva colección, 4 cobayas mutantes (Harper Kids), en la que mantiene su inconfundible estilo visual y narrativo así como el humor y la ironía con la que suele vestir a sus protagonistas. En este caso, esos protagonistas son cuatro cobayas que, debido a diversos experimentos a los que fueron sometidas, han desarrollado ciertos superpoderes: un cerebro privilegiado (Brócoli), una fuera descomunal (Sansón), un pelazo de anuncio (Pelusa) y una capacidad inaudita para engatusar (Monísimo). En esta primera entrega las cuatro entrañables y divertidas cobayas tendrán que resolver el secuestro de Pantaleone, el gato del mejor pizzero de la ciudad, en una aventura que se lee en un suspiro, casi sin tiempo para coger aire, y que encierra una sorpresa en su final. Y es que las cosas nunca son lo que parecen.

Benditos errores (Mosquito Books): Los libros ilustrados informativos son un género al alza en el mercado editorial LIJ. En ese contexto, pocas editoriales más y mejor especializadas en ellos que la barcelonesa Mosquito Books. Su última apuesta, Benditos errores, un trabajo conjunto de la diseñadora gráfica Soledad Romero Mariño y la ilustradora Montse Galbany, es una auténtica joya que sigue el estilo preciosista de todos los títulos de la editorial. Benditos errores es un libro necesario porque rema a contracorriente: en un mundo en que se festejan y publicitan los aciertos y se ningunea y castigan los errores, las autoras hacen un homenaje a diecinueve inventos que, saliendo teórica y disparatadamente mal, se convirtieron en grandes hallazgos que cambiaron de una u otra forma nuestras vidas. Desde los más aparentemente insignificantes como la goma de borrar o el café (¡qué sería de la vida de muchos sin café!) hasta otros que revolucionaron la ciencia y la medicina como los rayos x o la penicilina. Todos ellos tienen una cosa en común: fueron un bendito error. Y éste es un bendito libro.

A partir de ocho años

Kid en la cumbre de los animales (Flamboyant): “Hay que ver la covid en el contexto de esa crisis ecológica que refleja nuestra relación insostenible con el mundo natural. Asumimos que podemos expandirnos más y más y más sin afrontar las consecuencias. Nuestra forma de vida está devaluando el mundo natural. El cambio climático es parte de ello y la pandemia también”, afirmaba en una entrevista reciente Naomi Klein. En la misma, aseguraba creer “en las condiciones políticas que producen líderes”. Hoy las condiciones políticas exigen líderes implicados con el cambio climático, pero para ello quizás estos líderes deberían ser como Kid y vivir la experiencia que vive la niña protagonista de Kid en la cumbre de los animales, escrita por Gwenaël David e ilustrada por Simon Bailly. Esta novela juvenil de gran carga animalista y ambientalista nos lleva a un futuro cercano, pero distópico. Tan mala es la situación que París acoge una cumbre que reúne a ejemplares de todos los seres vivos del mundo y a la que Kid acude como corresponsal de colegios e institutos. Un atentado durante la celebración de la misma (perpetrado por los humanos, cómo no) provoca la unión de todos los presentes, una especia de Rebelión en la granja moderna cargada de humor tras la que empieza a configurarse otra forma más amable y menos antropocéntrica de habitar el mundo.

Las dos mitades de la Luna (Liana): Los autores italianos Marco Rocchi y Francesca Carità han creado con Las dos mitades de la Luna una novela gráfica ideal para los amantes de la aventura; una historia protagonizada por animales muy humanos y que transcurre en una ciudad gris e imaginaria, Croma, marcada por la desaparición de la Luna y el gobierno tiránico de Margot y su ejército de cuervos, que ha sumido a sus habitantes en la tristeza al negarles la cultura y el arte. A Croma llega a trabajar desde un pueblo de las afueras Alba, la joven ratoncita protagonista de la historia. A la luz que irradia su mirada, aún no enturbiada por la pesadumbre que todo lo envuelve en la ciudad, se agarran un grupo de artistas disidentes para luchar contra la malvada (¿o quizá no tanto?) Margot y su ejército de cuervos, que pretenden mantener a sus ciudadanos sumidos en la tristeza. Acción, emoción y persecuciones a raudales se dan cita en esta novela gráfica en la que el objetivo de devolver la Luna a su lugar es una bellísima metáfora de la lucha por conservar el arte y la cultura para el pueblo. Al fin y al cabo, el arte y la cultura son dos fuentes inagotables de felicidad y dos conjuros inigualables contra la grisura.

A partir de 10 años

Amanda Black: Una herencia peligrosa (B de Blok): Con Una herencia peligrosa arranca la nueva saga dirigida a lectores a partir de 9 años de Bárbara Montes y del superventas Juan Gómez-Jurado, Amanda Black. En la primera entrega de la gran apuesta editorial de Penguin Random House para 2021 (se esperan otros dos títulos de la serie antes de finalizar el año), conocemos a la joven superheroína protagonista, Amanda, una adolescente huérfana y que (mal)vive con su tía abuela. Al cumplir los 13 años, Amanda recibe una misteriosa carta que pondrá patas arriba su existencia y que le conducirá a saber más sobre sí misma, sus padres y su familia. A medio camino entre la novela negra y la de aventuras y cargada de un fino sentido del humor, Una herencia peligrosa se lee con el vértigo y la necesidad de saber más que imponen los thrillers. La adicción lectora está asegurada.

El maravilloso país de los Snergs (La Galera): El escritor británico Edward Augustine Wyke-Smith (1871-1935) publicó en 1927 la primera edición de El maravilloso país de los Snergs, un libro plagado de aventuras y fantasía cuyos protagonistas, los Snergs, inspiraron años más tarde a J.R.R Tolkien para crear sus hobbits. Casi un siglo después, la escritora Verónica Cossanteli recuperó esta obra para hacer su propia versión de El maravilloso país de los Snergs, que hoy llega a nuestras manos gracias a La Galera. “Una disculpa hacia todos aquellos que conocieron y amaron este libro en su versión original. He hecho todo lo posible por mantener el espíritu del original, pero las historias son criaturas vivas y esta demostró ser más bulliciosa que la mayoría”, advierte la autora en las primeras páginas de una versión muy personal que, más allá de comparaciones (siempre odiosas), entretiene y atrapa con su sentido del humor y con la fascinante aventura que viven Flora y Pip, dos niños huérfanos que, de la mano del más desastroso pero también entrañable de los Snergs, Gorbo, se sumergen en un mundo fantástico plagado de sorpresas, aventuras, peligros (con forma de bruja malvada) y aprendizajes. Una gozada de lectura.

Cuando brillan las estrellas (Maeva): El drama de Siria ha puesto el drama de los campos de refugiados en el primer plano informativo, pero estos existen desde hace mucho tiempo y están presentes en muchos países, sobre todo del continente africano. En uno de esos campos de refugiados en Kenia, en el que se amontonan personas que huyen de la guerra, transcurre la historia real protagonizada por Omar Mohamed y su hermano Hassán, dos niños somalíes que vieron asesinar a su padre y desaparecer a su madre. Cuando brillan las estrellas, la novela gráfica creada por Victoria Jamieson en base a la experiencia vital de Omar en el campo de refugiados de la ONU en Dadaab es una verdadera joya en todos los sentidos. Lo es porque, a diferencia de lo que suele ocurrir, pone en el centro la mirada de un niño. Lo es porque es capaz de trasladarnos desde la comodidad de nuestros hogares a Dadaab, de explicar con claridad cómo es la vida allí, de hacernos sentir el sufrimiento y la desesperación de quienes conviven en condiciones infrahumanas; y lo es porque la de Omar es una historia personal pero a su vez universal, la historia de los miles y miles de refugiados que malviven valorando lo poco que tienen, soñando y esperando un futuro mejor. Como bien dice el subtítulo de esta novela gráfica, “una historia inolvidable”.

A partir de 14 años

Negra (Duomo): Todos hemos escuchado hablar de Rosa Parks o de Martin Luther King. No ocurre lo mismo con Claudette Colvin (1939). Sin embargo, el movimiento por los derechos civiles de los afroamericanos liderado por Martin Luther King no se entendería sin la figura de Claudette Colvin. Ella, antes que Rosa Parks y cuando apenas contaba 15 años, fue la primera mujer negra que se negó a ceder su asiento en un autobús a un hombre blanco, la primera en ser juzgada por desobediencia a las leyes de segregación racial. Sin embargo, primero por error y después intencionadamente, su nombre fue borrado de la historia. Basándose en la novela biográfica sobre la figura de Colvin con la que la periodista y escritora francesa Tania de Montaigne conquistó el Premio Simone Veil 2015, Émilie Plateau crea con Negra: la vida desconocida de Claudette Colvin, una novela gráfica espectacular a todos los niveles que ha sido merecedora del Premio Andersen 2020 y de dos nominaciones a los prestigiosos Premios Eisner. Con ella recupera la figura de Claudette Colvin para recordarnos su legado y para destacar las dos discriminaciones que sufrió: la primera por ser negra y la segunda (y de esto también sabe Rosa Parks) por ser mujer. Y es que esta biografía gráfica llega también cargada de una gran reivindicación feminista, de la constatación de cómo un movimiento iniciado por las mujeres fue acaparado rápidamente por los hombres, que se llevaron los flashes y el reconocimiento que merecían ellas.

Yo soy I (Kalandraka): Se nota la vertiente poética del escritor Steve Tasane en la cadencia de las palabras, en el mimo -sin atisbo de sentimentalismo- con el que construye las frases que pone en boca del narrador de esta historia, I, un niño de diez años huérfano que malvive en un campo de refugiados junto con otros “menores no acompañados” como él; niños sin herencia, sin familia, sin papeles, sin documentación. Niños que desgraciada e injustamente han dejado de existir, que no son nadie (de ahí que no tengan nombre, que sólo sean una letra), aunque en un mundo justo recuperar esas infancias debería serlo todo. A pesar de la precariedad que les rodea, los niños de Tasane, que han dejado de serlo víctimas como son de guerras y conflictos varios, se empeñan en agarrarse a esa infancia y, en un acto de generosidad bellísimo, en mantener encendida la llama de la de aquellos que son más pequeños, a los que guardan cualquier alimento que encuentran (“Es una ley no escrita: el más pequeño siempre es el primero en comer. Y no hay peros que valgan”). Es Yo soy I, una lección de bondad en mitad de la catástrofe, la de unos niños que son el espejo de los miles y miles de refugiados que, tras haberlo perdido todo, siguen avanzando, siempre hacia delante, con la convicción (o al menos la esperanza) de que éste tan injusto no puede ser su final.

El síndrome de Bergerac (Edebé): El docente y escritor Pablo Gutiérrez conquistó recientemente el Premio Edebé de Literatura Juvenil con una historia que, aunque ficticia, parte de un hecho real, de una experiencia suya como docente en un Instituto de Sanlucar de Barrameda (Cádiz) que convirtió a sus alumnos de la asignatura de Literatura Universal en intérpretes de un clásico como Cyrano de Bergerac. El síndrome de Bergerac es un libro sobre el poder de la literatura y el teatro, sobre profesores que cambian vidas, sobre un grupo de alumnos con ganas de aprender y comerse el mundo en una edad irrepetible de tránsito entre la infancia y la vida adulta; una novela sobre el amor, sobre los deseos que se desatan de repente, sobre la amistad, sobre cómo la unión y la fraternidad consiguen que “una sucesión de obstáculos que conduce irremediablemente al desastre siempre acabe bien”. Es esta una novela dirigida al público juvenil, pero que emocionará por igual a los padres y madres que se acerquen a ella. Porque todos hemos sido adolescentes, porque todos hemos tenido profesores que nos han marcado, porque todos mantenemos amistades que se sellaron con fuego en una etapa vital que, al menos a un servidor, siempre le trae buenos recuerdos y una gran dosis de nostalgia.

Puedes seguir De mamas & de papas en Facebook, Twitter o apuntarte aquí para recibir nuestra newsletter semanal.

Normas

Más información

Archivado En

Recomendaciones EL PAÍS
Recomendaciones EL PAÍS
Recomendaciones EL PAÍS
Logo elpais

Ya no dispones de más artículos gratis este mes

Suscríbete para seguir leyendo

Descubre las promociones disponibles

Suscríbete

Ya tengo una suscripción