Estonia nombra a la primera jefa de Gobierno de su historia

Kaja Kallas, de 43 años, sustituye a Jüri Ratas, quien dimitió por corrupción

La primera ministra de Estonia, Kaja Kallas, durante la presentación de su Gobierno, este martes en Tallin.JANIS LAIZANS / Reuters | Vídeo: Reuters

Estonia inaugura una nueva etapa en su vida democrática. El pequeño país báltico, de 1,3 millones de habitantes, ha nombrado este martes a la primera jefa de Gobierno de su historia después de que hace dos semanas el que fuera primer ministro, Jüri Ratas, dimitiese al verse su partido (Centro) implicado en un escándalo de corrupción. Kallas, de 43 años, ganó las elecciones de 2019, pero los liberales de Centro se aliaron con la extrema derecha de EKRE para mantenerla en la oposición.

“Para mí es un honor y una gran responsabilidad asumir la jefatura del Gobierno”, ha afirmado este martes Kallas, del Partido Reforma, tras tomar el relevo de su antecesor. Kallas formará una coalición de centroderecha con el partido de Ratas como socio, ya que logró el lunes la mayoría en el Riigikogu (Parlamento). Ratas no formará parte del Gabinete. “Le deseo fuerza y éxito en la dura lucha contra la pandemia del coronavirus”, afirmó el ex primer ministro, quien dimitió el día 13 envuelto en un caso de corrupción. El país registra una incidencia acumulada de 590 casos por cada 100.000 habitantes, según los datos de la Unión Europea.

Con la nueva coalición, se regresa al formato de alianzas entre derecha, centro y centroizquierda que deja de lado definitivamente a la extrema derecha.

EKRE fue desde el principio una fuente de escándalos: poco después de formarse el Gobierno, dimitió el titular de Comercio Exterior, Marti Kuusik, por sospechas de violencia machista. El ministro del Interior, Mart Helme, abrió luego una crisis con Finlandia con un comentario despectivo y sexista contra la entonces recién elegida primera ministra finesa, Sanna Marin.

Kallas quiere ahora hacer borrón y cuenta nueva: “Volveremos a construir nuestras relaciones con nuestros aliados, nuestros vecinos, y trataremos de restaurar nuestro nombre como un buen país en el que invertir”, ha asegurado este martes.

Con Kallas como primera ministra, dos de los tres países bálticos tienen a una mujer al frente de su Ejecutivo, ya que el Gobierno de Lituania está liderado por la conservadora Ingrida Simonyte. Estonia, además, tiene una jefa de Estado, Kersti Kaljulaid.

Únete ahora a EL PAÍS para seguir toda la actualidad y leer sin límites
Suscríbete aquí
Normas

Más información

Archivado En

Recomendaciones EL PAÍS
Recomendaciones EL PAÍS
Recomendaciones EL PAÍS