Selecciona Edición
Conéctate
Selecciona Edición
Tamaño letra

La mafia vuelve a matar en Palermo tras dos años de silencio

Dos individuos han disparado desde una motocicleta a un capo mafioso excarcelado justo un día antes del 25 aniversario del asesinato de Falcone

Un día antes de que se cumpla el 25 aniversario de la muerte del juez Falcone y dos años después del último homicidio en la capital siciliana, la mafia ha vuelto a matar en Palermo. En esta ocasión el muerto es Giuseppe Dainotti, de 67 años. Un capo de la Cosa Nostra que salió de la cárcel en 2014 y al que han disparado dos individuos desde una motocicleta mientras paseaba en bici por el barrio de Zisa, en pleno centro de la ciudad. El mismo lugar donde se produjo el último homicidio de la mafia en Palermo.

Este tipo de violencia, asegura un mando policial a este periódico, “se debe principalmente a luchas por el control del territorio”. “Quizá definirle como un capo es excesivo, pero siempre ha estado muy cerca de los capos del centro de la ciudad y de Porta Nuova”, señalan las mismas fuentes. Dainotti, mano derecha del jefe mafioso Salvatore Cancemi, ya había recibido amenazas de muerte, según constaba en informaciones que la Policía interceptó hacía unos meses.

A Dainotti le han disparado en la cabeza dos veces y ha caído al suelo delante de la gente que pasaba por la calle en ese momento. Según el diario La Repubblica, un chico se ha acercado a él y ha gritado: “¡Tio Peppino, tío Peppino!”.

Dainotti había sido condenado a cadena perpetua en 1983 por el asesinato de un capitán de los Carabinieri (un cuerpo similar a la Guardia Civil en España). Sin embargo, había sido excarcelado en virtud de una nueva norma aprobada en el año 2000 según la cual la pena podía ser liquidada con 30 años entre rejas. Algo que ya despertó cierta inquietud en la Jefatura de Policía de Palermo. Al parecer, el fallecido había intentado recuperar el control del territorio al que pertenecía y había levantado la ira de los nuevos capos, que decidieron liquidarle.

La policía de Palermo considera que la Cosa Nostra (la mafia siciliana) está en horas muy bajas en los últimos tiempos, pero no se fía nada de que pueda volver a ponerse de pie si encuentra a un verdadero líder que la guíe. De hecho, preocupan mucho las últimas excarcelaciones de exponentes de la Cosa Nostra que ya han cumplido condenas de alrededor de 20 años. Ahora, la muerte de Dainotti, justo un día antes de que se cumplan 25 años del atentado contra el juez Giovanni Falcone, su esposa y toda su escolta, parece más bien un mensaje cargado de simbolismo.