Selecciona Edición
Conéctate
Selecciona Edición
Tamaño letra

El Papa atrae a masas en Filadelfia, un territorio religioso hostil

El arzobispo de la ciudad discrepa de parte del mensaje reformista de Francisco

El Papa y Chaput, este sábado en Filadelfia
El Papa y Chaput, este sábado en Filadelfia AP

Según se acercaba la llegada de Francisco a Filadelfia, ha crecido la especulación sobre si el Papa mantiene una buena relación con el arzobispo de la ciudad, Charles Chaput. El pontífice tiene una visión reformista de la Iglesia católica. El arzobispo, en cambio, es una de las figuras clave de la corriente más conservadora del catolicismo estadounidense.

Chaput se ha esforzado en los últimos meses por negar cualquier divergencia con el Papa. Y Jorge Mario Bergoglio hizo lo mismo este sábado: se mostró sonriente con Chaput en una misa en la catedral y al llegar después juntos a un seminario pidió que le cantaran las felicitaciones por el 71 cumpleaños del arzobispo.

Chaput refleja una realidad de EE UU, que tiene la cuarta población católica del mundo. Un 20,8% de los estadounidenses (80 millones) son católicos, por debajo del 25,4% de evangélicos protestantes, según datos del centro Pew. El arzobispo simboliza el escepticismo -palpable también en los círculos políticos conservadores de este país- que propicia la retórica aperturista del Papa en parte de la Iglesia estadounidense. El arzobispo, con un lenguaje punzante, opuesto al calmado de Francisco, es un defensor de los valores tradicionales.

El mejor ejemplo del contraste es el matrimonio gay. Frente al mensaje del Papa de “quién soy yo para juzgar” a los homosexuales, Chaput manifiesta públicamente su rechazo. El arzobispo de Filadelfia, la sexta archidiócesis más grande de EE UU, recordó recientemente, por si había dudas, que la Iglesia católica sigue oponiéndose al matrimonio homosexual y defendió que una escuela católica local decidiera despedir a una popular educadora religiosa porque estaba casada con otra mujer.

El arzobispo de Filadelfia discrepa del tono tolerante del Papa respecto al matrimonio homosexual

A finales del año pasado, el Papa organizó un encuentro de debate sobre cómo podía acoger la Iglesia a católicos divorciados y homosexuales. Chaput no atendió la cita y la criticó abiertamente. Se declaró “muy disturbado” por ese debate. “Creo que la confusión es del diablo, y creo que la imagen pública que salió [del debate] fue una de confusión”, dijo el arzobispo. Tras desatar una polémica,  matizó sus palabras y dijo no pretender desautorizar al excardenal de Buenos Aires, de 78 años.

Un 86% de los católicos estadounidenses tiene una valoración favorable de Francisco, según una encuesta de junio de este año del centro Pew. De estos, un 69% considera que el Papa ha impulsado un gran cambio positivo en la Iglesia.

El apoyo a Bergoglio es casi el mismo que el que tenía en 2014 (85%) y en marzo de 2013 (84%), cuando fue nombrado pontífice. Es una valoración mejor que la de su predecesor, Benedicto XVI, cuyo apoyo en EE UU osciló entre el 67% y el 83%; pero peor que el antecesor de este, Juan Pablo II, cuya aprobación llegó al 93%.

En las calles de Filadelfia, que acoge el Encuentro Mundial de las Familias, el apoyo a Francisco es palpable. Se espera que centenares de miles de personas atiendan el discurso que pronunciará el Papa la tarde del sábado en una avenida de la ciudad y una misa masiva que oficiará el domingo. Filadelfia está tomada por las fuerzas de seguridad, incluido el Ejército, que han instalado barricadas y robustas medidas de seguridad, que, si no fuera por el desfile constante de personas, harían de esta una ciudad fantasma.

Filadelfia está tomada por las fuerzas de seguridad tras la llegada de cientos de miles de personas

“El mensaje del Papa es precioso”, dice John Shaddy, estadounidense de unos cincuenta años de Nueva Jersey, mientras hace una larga cola para acceder al perímetro de seguridad de la zona que acoge los principales actos de Francisco en Filadelfia. John, junto a su mujer Susie, son miembros del coro que cantará en la misa del domingo. Consiguieron un puesto tras una larga competición con otras iglesias de la región.

Entre un reguero de vendedores ambulantes de todo tipo de productos papales, Shaddy explica que considera “único” que el pontífice criticara el jueves los excesos del capitalismo en el Congreso de EE UU, en Washington. Y sostiene que la “mayoría” de católicos estadounidenses respalda el mensaje tolerante del Papa respecto al matrimonio homosexual.

A pocos metros, Mike Principato luce una sonrisa constante. Tiene 16 años y es estudiante de una escuela jesuita en Filadelfia. Se declara “muy emocionado” ante la posibilidad de ver al Papa en el festival musical que se iba a iniciar en unas horas en el marco del Encuentro Mundial de las Familias. “Me gusta que Francisco viva acorde con lo que dice”, asegura Principiato respecto a la actitud humilde del pontífice. “Se nota que tiene los pies en el suelo”.