Un “partido por la paz” para evitar el conflicto del fútbol en Tierra Santa

Blatter asegura en Jerusalén que Netanyahu apoya la propuesta de un Israel-Palestina

Benjamín Netanyahu y el presidente de la FIFA, Joseph Blatter, en Jerusalén.
Benjamín Netanyahu y el presidente de la FIFA, Joseph Blatter, en Jerusalén. Getty Images

El presidente del máximo órgano del fútbol internacional, Joseph Blatter, aseguró este martes en Jerusalén tras reunirse con Benjamín Netanyahu que el primer ministro israelí se ha mostrado favorable a la propuesta de organizar un “partido por la paz” entre las selecciones de Israel y Palestina. El responsable de la FIFA ha viajado a Tierra Santa para mediar entre ambas federaciones y sus respectivos Gobiernos, tras la moción presentada por la Asociación Palestina de Fútbol para que se expulse a Israel de todas las competiciones internacionales por discriminar a los equipos palestinos. La medida debe ser votada en la asamblea que celebra la Federación Internacional el próximo día 29 en Zúrich.

“Netanyahu está dispuesto a comprometerse [como vía de salida del conflicto] con la celebración en un futuro próximo (…) de un partido por la paz entre los dos equipos nacionales”, declaró Blatter, quien añadió que el primer ministro israelí asistiría a un encuentro entre ambas selecciones organizado en Zúrich, sede de la FIFA.

El jefe del Gobierno expresó antes de reunirse con Blatter su rechazo a la “politización del deporte”. “Estamos ayudando al fútbol palestino (…) y vamos a proponer una serie de medidas para mejorar su situación”, dijo sin dar más detalles.

El presidente de la FIFA tiene previsto entrevistarse este miércoles en Ramala con el presidente Mahmud Abbas y con responsables políticos y deportivos palestinos, a quienes trasladará las propuestas israelíes.

La federación palestina de fútbol acusa a Israel de “violar las normas de la FIFA” al restringir la libertad de movimientos de los jugadores entre Gaza y Cisjordania, de permitir que participen en su liga cinco equipos de colonias judías en territorio ocupado y de retener en la aduana material deportivo que le envían varios países.

Únete a EL PAÍS para seguir toda la actualidad y leer sin límites.
Suscríbete

Regístrate gratis para seguir leyendo

Sobre la firma

Juan Carlos Sanz

Es el corresponsal para el Magreb. Antes lo fue en Jerusalén durante siete años y, previamente, ejerció como jefe de Internacional. En 20 años como enviado de EL PAÍS ha cubierto conflictos en los Balcanes, Irak y Turquía, entre otros destinos. Es licenciado en Derecho por la Universidad de Zaragoza y máster en Periodismo por la Autónoma de Madrid.

Normas

Archivado En

Recomendaciones EL PAÍS
Recomendaciones EL PAÍS
Recomendaciones EL PAÍS