Selecciona Edición
Conéctate
Selecciona Edición
Tamaño letra

Al menos siete soldados ucranios muertos en combates en el este

Otros 24 militares también resultaron heridos en choques armados con las milicias separatistas prorrusas en el este del país

Dos niños sujetan cada uno una pancarta en una de las que se lee el lema "No soy un separatista, me llamo Misha", ayer en Donetsk. Ampliar foto
Dos niños sujetan cada uno una pancarta en una de las que se lee el lema "No soy un separatista, me llamo Misha", ayer en Donetsk. EFE

Al menos siete soldados ucranios murieron y otros 24 resultaron heridos este domingo en combates con las milicias separatistas prorrusas, informó hoy lunes el portavoz del Estado Mayor General de las Fuerzas Armadas de Ucrania, Vladislav Selezniov. "Como resultado de bombardeos y choques armados, durante la jornada pasada Ucrania perdió siete militares y otros 24 soldados resultaron heridos de diversa consideración", dijo Selezniov en una comparecencia ante la prensa.

El portavoz indicó que los heridos fueron trasladados a centros médicos, donde reciben toda la atención necesaria. Según el mando de las fuerzas ucranias que combaten a las milicias prorrusas en el este del país, en las últimas veinticuatro horas los separatistas lanzaron 115 ataques contra las posiciones de las tropas gubernamentales. Los ataques de los separatistas prorrusos se centran ahora entorno a la ciudad de Debaltseve, que une las capitales rebeldes de Donetsk y Lugansk, según anunció a la AFP un alto cargo de la autoproclamada República Popular de Donetsk, Eduardo Bassourine, y que luego fue confirmado a la misma agencia por un portavoz ucranio, Leonid Matioukhine.

Las autoridades locales ucranianas han anunciado haber empezado la evacuación de centenares de niños

Las autoridades locales ucranias han anunciado por otra parte su intención de proteger a sus ciudadanos más vulnerables ante esta nueva ola de violencia que sacude a las regiones de Donetsk y Lugansk. El jefe de la policía de la región de Donetsk Vyacheslav Abroskine informó hoy de que la policía está procediendo a la evacuación de los niños en las ciudades de Mariïnka y Krasnogorivka (al noreste de Donetsk), para trasladarles a la región vecina de Dniepropetrovsk.

El gobernador de la región de Lugansk Gennady Moskal anunció hoy que un centenar de niños se encontraba todavía en la aldea de Troïtske, situada en el distrito de Popasna (al este de Lugansk), donde dos civiles murieron en las últimas 24 horas en intensos combates. "Tenemos que evacuarles en un lugar seguro con la mayor brevedad posible", expresó en un comunicado.

El conflicto en el este de Ucrania, que dura ya nueve meses, dio un nuevo giro el pasado sábado con el bombardeo del puerto estratégico de Mariúpol, que causó la muerte de 30 civiles y provocó un centenar de heridos. El Ayuntamiento de esa ciudad portuaria prolonga hoy el duelo tras el ataque con artillería perpetrado por milicias prorrusas contra un barrio residencial. La víspera, Ucrania guardó duelo nacional por las víctimas mortales del ataque.

Las autoridades de Kiev responsabilizaron del bombardeo a las milicias separatistas prorrusas, que poco antes del ataque habían anunciado el comienzo de una amplia ofensiva en todo el este de Ucrania. Las acusaciones del Gobierno ucranio fueron respaldadas por una misión especial de observadores que se desplazó al lugar de la tragedia y constató que el ataque fue perpetrado con lanzaderas de misiles, disparadas desde zonas controladas por los rebeldes prorrusos.

Evacuados los 500 mineros atrapados en una mina de Donetsk

Los cerca de 500 mineros que estaban bloqueados en una mina de la región ucraniana de Donetsk (este), que había quedado sin electricidad por el impacto hoy lunes de un obús contra una central eléctrica, fueron evacuados sanos y salvos, según indicó la agencia de información de los separatistas prorrusos. Unos 496 mineros quedaron bajo tierra y un centenar de ellos fueron evacuados casi inmediatamente después, según dijo el subjefe del Estado Mayor de los separatistas, Eduard Basurin. El obús cayó en una zona cercana a la mina Zasiadko. Los rebeldes prorrusos han asegurado que el ataque fue perpetrado por las fuerzas gubernamentales. Los combates en la región, la cuenca hullera ucraniana por excelencia, han obligado a cerrar decenas de minas de carbón, aunque muchos mineros siguen trabajando en las explotaciones situadas lejos del frente de batalla. 

Los representantes de los países de la OTAN se reunieron hoy en Bruselas para abordar la situación en el este de Ucrania tras el incremento de los enfrentamientos registrados en esa región durante el fin de semana. El secretario general de la Alianza Atlántica, Jens Stoltenberg, replicó al presidente de Rusia, Vladimir Putin, que no existe una "legión de la OTAN" y que las únicas tropas "extranjeras" en territorio ucraniano "son rusas", al tiempo que ha instado al Kremlin a actuar para frenar a los separatistas. El Consejo de Seguridad de Naciones Unidas tiene previsto sostener este lunes por la tarde una reunión de emergencia, según informaron fuentes diplomáticas.

El comisario de Ayuda Humanitaria y Gestión de Crisis, Christos Stylianides, ha anunciado hoy una nueva ayuda de 15 millones de euros para cubrir las necesidades básicas de la población ucrania en las zonas más afectadas por el conflicto, incluido Mariupol. La ayuda, que combina aportación económica y material, servirá principalmente para suministrar alimentos, agua, ropa de abrigo, tiendas de campaña y medicamentos a los afectados, según ha informado el comisario durante una visita a Ucrania. Con esta ayuda, el apoyo humanitario de las arcas comunitarias a los desplazados y refugiados por el enfrentamiento en el este de Ucrania se eleva a 95 millones de euros desde que arrancó la crisis, en la que murieron más de 5.000 personas.

reuters-live

Más información