“Cuidado, estamos demasiado cerca”

Relato minuto a minuto de la tragedia que se vivió en el ‘Costa Concordia’

El naufragio del Costa Concordia.
El naufragio del Costa Concordia.Laura Lezza / Getty Images

Viernes, 13 de enero

» 19.00. El Costa Concordia zarpa del puerto de Civitavecchia. Por la mañana lo esperan en el puerto de Savona. A bordo se prepara una cena de bienvenida. La embarcación navega “rápida en un mar calmo”, según la Capitanía de Livorno. No hay viento y la visibilidad es buena.

» 21.08. Patrizia Tivoli, una isleña hermana de Antonello, el jefe de comedor del Costa Concordia, pone en Facebook: “Dentro de poco pasará cerca cerca [sic] el Concordia”. El crucero está fuera de la ruta prevista, a tres millas de la isla (5 kilómetros y medio) y a cinco de Italia. El maître sube a la sala de mando —llamado por el capitán, Francesco Schettino, y sus oficiales— para admirar su isla natal. “Cuidado, que estamos demasiado cerca”, le da tiempo a decir.

» 21.42. El Concordia choca con un escollo. “Nos encontrábamos a 500 metros de la isla, no estaba señalizada en los mapas”, se justifica el capitán en su interrogatorio frente al fiscal Francesco Verusio. Ese punto es conocido entre los marineros y pescadores como Le Scole, un conjunto de rocas que anuncian el ingreso a una zona de fondo menos profundo. “Oímos un gran zumbido y luego se fue la luz”, cuentan los testigos. Desde la sala de mando, Schettino coge el micrófono y su mensaje se difunde por todo el crucero “Quien os habla es el capitán. Disculpad las molestias. La situación está bajo control. No os preocupéis. Se trata de un pequeño accidente eléctrico, lo estamos resolviendo”.

» 21.58. El Concordia encalla a 150 metros de la isla. La roca ha abierto una brecha de 70 metros en el lado izquierdo de la carena (la parte sumergida). La embarcación aguanta la ruptura de un par de compartimentos estancos, que suelen medir entre 15 y 20 metros de ancho. Con una brecha tan amplia, entra mucha agua y se hunde.

» 22.10. La Capitanía de Livorno llama al Concordia: “¿Todo bien?”, preguntan. “Sí, solo un fallo técnico”, contestan del crucero. Los guardacostas habían sido alertados por la llamada de una pasajera.

Únete ahora a EL PAÍS para seguir toda la actualidad y leer sin límites

Suscríbete aquí

» 22.30.-22.40. El capitán no toma aún una decisión. Algunos oficiales de segunda deciden por sí solos empezar la evacuación.

» 22.58. El Concordia lanza la alarma vía radio. Es la orden oficial de evacuación. Con más de una hora de retraso.

» 23.15 Los guardacostas ya empeñados en la labor de rescate de los pasajeros  graban vídeos: el Costa Concordia se inclina hacia un lado.

» 23.30. Según creen los investigadores, Schettino abandona la nave. La mayoría de los pasajeros y miembros de la tripulación se encuentran aún en el barco. Se agolpan en las lanchas. Intervienen los guardacostas: 4.100 personas son rescatadas. “Vimos gente que se tiraba al agua”, contaron los testigos.

Sábado, 14 de enero

» Poco antes de las dos de la mañana, un oficial de la capitanía ordena al capitán volver al barco para coordinar la evacuación. Èl desobedece.

» 3.00. Sobre esa hora se ha evacuado el crucero. Se queda inmóvil, apoyado en las rocas, inclinado 80 grados sobre su lado derecho. “Ha sido imposible censar a los supervivientes (...) No sabemos el número exacto de desaparecidos”, según la portavoz del comando general de las Capitanías. Los buzos inspeccionan camarote a camarote el barco. En el Concordia se encuentran los primeros tres cadáveres: son dos turistas franceses y un marinero peruano.

» 20.00. El capitán Francesco Schettino es detenido acusado de provocar el naufragio y la muerte de varias personas con su “impericia” y de haber huido de la embarcación antes de poner a salvo a los pasajeros.

Domingo, 15 de enero

» 2.00. Se oyen ruidos en el crucero: una pareja de coreanos en luna de miel es rescatada de la zona seca del barco. Están bien.

» 12.00. Marrico Giampetroni, jefe comisario de a bordo, es rescatado. Se encuentra grave.

» 13.00. Dos pasajeros se presentan en una comisaría en Roma: se desconocía su paradero y se daban por desaparecidos.

» 16.30 Se hallan en la parte hundida del crucero los cuerpos de dos ancianos. Uno es el del español Guillermo Gual.

Lunes, 16 de enero

Por la mañana los buzos encuentran a la sexta víctima. Faltan por encontrar 29 personas, según los últimos datos oficiales. En una aparición en la televisión pública italiana, el comandante general de la Capitanía de la Guardia Costera de Puertos afirmó el lunes por la noche que entre los desaparecidos hay cuatro miembros de la tripulación, y 10 personas de nacionalidad alemana y otros cuatro italiano.

Archivado En:

Te puede interesar

Lo más visto en...

Top 50