Morales denuncia en Leganés el imperialismo de EE UU

"Declarar a los inmigrantes ilegales es un error muy grave", advierte el presidente boliviano durante un multitudinario mitin en Madrid

A menos de tres meses de las elecciones presidenciales y legislativas del 6 de diciembre, el presidente de Bolivia, Evo Morales, ha desplegado este domingo en Madrid un discurso antiimperialista con duras críticas a la tradicional injerencia de Estados Unidos en la política de Latinoamérica. Además, ha prometido "dar la batalla" para que todos los inmigrantes sean reconocidos como legales.

En un acto celebrado en la plaza de toros de la Cubierta de Leganés (Madrid), donde se han concentrado alrededor de 7.000 personas, la mayoría inmigrantes bolivianos y de otros países latinoamericanos, Morales ha arremetido contra la instalación de bases militares de Estados Unidos en Colombia. Tras recordar que la nueva Constitución boliviana "no permite ninguna base militar extranjera", aseguró que "donde hay bases de EE UU hay golpes militares". En este contexto, el presidente boliviano ha invitado a todos los movimientos sociales de Europa que ayuden a Latinoamérica "a acabar con todas las bases militares" extranjeras.

Más información

Morales ha sido recibido con aplausos y vítores de un público entregado que no ha tenido incoveniente en esperar varias horas para escuchar al líder indigenista. En su discurso, interrumpido cada poco por gritos de "Evo, Evo", Morales ha criticado a los países europeos por sus políticas restrictivas con la inmigración. "Cuando los españoles y los europeos llegaron a Bolivia, nadie les llamó ilegales; declarar a los inmigrantes como ilegales es un error muy grave", ha denunciado.

"Estamos trabajando con las Naciones Unidas para alcanzar un acuerdo para que los trabajadores, que contribuyen socialmente y económicamente, no sean considerados más tiempo ilegales", ha anunciado Morales.

Primera visita como presidente

Únete ahora a EL PAÍS para seguir toda la actualidad y leer sin límites

Suscríbete aquí

Con el acto de esta noche en Leganés Morales arranca una visita oficial de tres días que empleará para reunirse con el Rey y el presidente del Gobierno, José Luis Rodríguez Zapatero. Los Reyes ofrecerán el lunes una cena oficial en el Palacio Real, según informaron fuentes gubernamentales, a la que también acudirán los Príncipes de Asturias y el presidente del Gobierno, entre otros. El martes Morales visitará el Ayuntamiento de Madrid, donde será recibido por el alcalde Alberto Ruiz-Gallardón, y después se desplazará hasta el Palacio de la Moncloa para mantener un encuentro con el presidente del Gobierno, José Luis Rodríguez Zapatero.

Según fuentes gubernamentales, la futura Presidencia española de la UE ocupará una parte importante de la entrevista, así como la firma de varios acuerdos entre ambos países. Entre ellos, el tercer y último sobre el programa de canje de deudas con el que se pone fin a la deuda bilateral con la condonación de 5,55 millones de euros y 77,3 millones de dólares.

Morales llega a Madrid procedente de Ginebra donde tramitó con las autoridades de la Unión Internacional de Telecomunicaciones (UIT) una posición orbital que asegure el desarrollo de las comunicaciones vía satélite en Bolivia.

Se trata de la tercera visita a España de Morales pero la primera como presidente, ya que en las anteriores, en septiembre de 2005, era candidato por la coalición Movimiento al Socialismo (MAS), y en enero de 2006 era ya presidente electo pero aun no había sido investido.

Archivado En:

Te puede interesar

Lo más visto en...

Top 50