Selecciona Edición
Conéctate
Selecciona Edición
Tamaño letra

El nuevo Gobierno de Honduras se retira de la OEA con carácter "inmediato"

El anuncio se produce poco después de que el secretario general del organismo, José Miguel Insulza, anunciara posibles sanciones al país por no restituir al depuesto presidente Zelaya

Poco después de que el secretario general de la OEA, José Miguel Insulza, concluyera sin éxito sus gestiones diplomáticas para restituir al presidente Manuel Zelaya en Honduras, derrocado el pasado domingo por los militares, el nuevo Gobierno presidido por Roberto Micheletti se ha adelantado a su posible suspensión en el organismo para anunciar que abandona la entidad con "eficacia inmediata". "Por este medio comunica a usted que [Honduras] denuncia la Carta de la OEA, de conformidad con lo previsto en el artículo 143 de la misma, con eficacia inmediata", indicó la nueva vicecanciller Marta Lorena Alvarado en presencia de Micheletti. No obstante, el propio artículo 143 establece que una denuncia no será efectiva hasta que transcurran dos años desde su notificación al organismo.

Alvarado explicó que la decisión, que implica el no reconocimiento de aplicación de las normas y de la jurisdicción de la OEA, se debe a que "la OEA cree que en su seno ya no existe espacio para Honduras, para los Estados que aman su libertad y defienden su soberanía" y "a pesar de que Honduras ha participado en el sistema interamericano desde sus primeros pasos en 1889".

La vicecanciller también manifestó el "repudio" de su Gobierno, no reconocido internacionalmente, contra las intenciones de imponerle "medidas unilaterales", y afirmó que la Organización de Estados Americanos (OEA) "no es un tribunal de justicia". "Se pretende imponer resoluciones unilaterales, indignas, sin que el Gobierno legítimamente constituido sea escuchado, irrespetando el principio de la igualdad soberana de los Estados, que es principio y pilar de la Carta de las Naciones Unidas", dijo.

El anuncio se ha producido poco después de que Insulza declarara en rueda de prensa , tras varias reuniones con diferentes poderes del país, que informaría a la Asamblea de la OEA convocada este sábado en Washington que la ruptura del orden constitucional persiste en Honduras, por lo que la decisión que corresponde es la que faculta a la OEA "para suspender a un Estado".