Carter transmite al líder político de Hamás la disposición de Israel de negociar el caso del soldado detenido

El ex presidente de EE UU también se reúne en Damasco con el presidente sirio

El ex presidente de EEUU, Jimmy Carter, ha transmitido hoy al líder político de Hamás, Jaled Meshaal, la disposición de Israel de negociar el caso del soldado israelí en poder de las milicias palestinas desde junio de 2006. El encuentro con Meshaal se ha producido después de que el político norteamericano se reuniera con el mandatario sirio, Bashar al Assad, en Damasco.

Según fuentes palestinas en Damasco, a la reunión de Carter y Mescal, jefe de la oficina política de Hamás, también han asistido varios responsables del grupo islamista radicados en la capital siria.

Según fuentes palestinas en la capital siria, Carter transmitió a Meshaal durante la entrevista la disposición del ministro de Industria israelí, Eli Yishai, a negociar con él sobre el caso del soldado Guilad Shalit. La postura de Yishai contrasta con la línea expresada hasta ahora por el primer ministro israelí, Ehud Olmert, de no mantener negociaciones directas con Hamás, que siempre ha condicionado la liberación de Shalit a la puesta en libertad de prisioneros palestinos en cárceles israelíes.

Carter, enfrascado en una gira por Oriente Próximo, también ha tratado el tema de cómo Hamás puede involucrarse en el proceso de paz entre palestinos e israelíes, sobre todo cuando su participación en ataques a Israel es una de las quejas del Estado judío en el proceso. Hamás controla la Franja de Gaza e Israel acusa a sus militantes del lanzamiento de cohetes contra objetivos civiles israelíes, lo que ha provocado medidas contundentes, ya sean incursiones militares o como sucedió hace varias semanas, el bloqueo del acceso a esa zona palestina.

Un miembro de la oficina política del grupo, Mohamed Nazal, ha dicho a la cadena de televisión qatarí Al Yazira que Carter les pidió que detengan el lanzamiento de cohetes desde la Franja de Gaza a Israel como "un acto de buena voluntad".

La reunión Carter-Hamás se ha producido a pesar de las críticas lanzadas en los últimos días desde Estados Unidos e Israel, que no ven con buenos ojos que el político se reúna con representantes de este grupo islamista. Carter, de 83 años, fue uno de los facilitadores del acuerdo de paz entre Egipto e Israel en 1979 cuando era presidente.

Únete ahora a EL PAÍS para seguir toda la actualidad y leer sin límites

Suscríbete aquí

El periódico estatal Al Zaura, considerado la voz del régimen sirio, elogia en su edición de hoy la visita del ex presidente de EE UU, que considera como una señal de que "las tendencias hacia la paz, apoyadas por gente como Carter comienzan a ser apreciadas".

Carter viaja a Siria un día después de que reunirse con una delegación de Hamás en Egipto con la que trató la "deteriorada situación en la Franja de Gaza", los esfuerzos para levantar el bloqueo económico sobre la franja y la posibilidad de acordar una tregua global entre palestinos e israelíes, según reseña la agencia MENA. Según fuentes de la delegación de Carter, los dirigentes de Hamás con los que se reunió le dijeron que aceptarían un acuerdo de paz con Israel negociado por el presidente palestino, Mahmoud Abbás, líder de la facción rival Al Fatal, si los palestinos lo aprueban en un referéndum.

En una conferencia ofrecida anoche en la Universidad Americana de El Cairo, Carter hizo hincapié en la necesidad de implicar a Siria y a Hamás en el proceso de paz con Israel. La gira de nueve días de Carter le llevará también a Arabia Saudí y Jordania.

Archivado En:

Te puede interesar

Lo más visto en...

Top 50