Soldados israelíes matan al jefe de la Yihad Islámica en Cisjordania

Abú el-Kasam muere en un intercambio de fuego cuando iba a ser apresado en su casa, según Israel.- Abbas rompe el boicot a Hamás para ofrecer sus condolencias por la muerte del hijo de un dirigente de esa organización

Ramala / Jerusalén - 16 ene 2008 - 20:58 UTC

El jefe de la Yihad Islámica en el norte de Cisjordania, Walid Abeide Abú el-Kasam, de 40 años, ha muerto en un intercambio de fuego con soldados israelíes que iban a apresarlo en su casa del pueblo de Kabatya, según fuentes palestinas.

El-Kasam, según relataron fuentes de seguridad y vecinos del pueblo, intentó resistirse disparando contra los soldados israelíes que le abatieron. Otros cuatro militantes de la Yihad (guerra santa) fueron detenidos.

El portavoz militar israelí ha confirmado la operación diciendo que los soldados respondieron al fuego al ser atacados desde dentro de la casa donde se hallaba la víctima, y que los efectivos han detenido a otro militante de la Yihad armado con un fusil M-16.

Más información

En la ciudad vecina de Naplusa, dijo el portavoz israelí, el Ejército ha apresado esta madrugada a 24 militantes palestinos, pero no ha aclarado a qué organizaciones pertenecen.

La semana pasada el Ejército llevó a cabo una operación de casi cuatro días en la alcazaba de Naplusa, reducto de los milicianos palestinos, donde resultaron heridos alrededor de 40 de ellos y civiles durante la búsqueda de depósitos de armas y laboratorios de explosivos, dos de los cuales fueron descubiertos y destruidos.

Abbas rompe el boicot

Por su parte, el presidente de la Autoridad Nacional Palestina (ANP), Mahmoud Abbas, ha roto el boicot que mantiene contra Hamás desde la revuelta en Gaza, para dar el pésame a uno de sus dirigentes por la muerte ayer de su hijo.

"Abbas telefoneó al dirigente de Hamás Mahmud A-Zahar para expresarle su pesar por la muerte de su hijo, Husam, en una operación israelí ayer en el barrio Zeitún de Gaza", informa la edición electrónica del diario israelí Yediot Aharonot, que cita a fuentes del partido Al Fatah. Husam, miliciano del brazo armado de Hamás, 'Brigadas de Azedín

Al-Kasem', fue uno de las 17 palestinos muertos ayer, martes, en la ofensiva israelí en la franja de Gaza.

Se trata de la primera vez que Abás habla con algún dirigente islamista desde que éstos se rebelaron contra su autoridad, y que acabó en el fraccionamiento de la ANP en dos entidades. Hasta ahora, exigía a Hamás revertir la situación como condición para hablar con ellos.

Las fuentes de Al-Fatah insisten, sin embargo, en que la llamada no es "indicio" de ningún intento de diálogo ni de una "relajación en la tensión" entre los dos partidos.

Otro ataque mortal

También hoy se ha conocido que el Ejército israelí ha matado a tres civiles de una misma familia, entre ellos un niño, en un ataque aéreo en la ciudad de Gaza, informa una fuente oficial del Hospital de Shifa.

El jefe del servicio de urgencias de ese centro, Muawiya Asanieh, identificó a las víctimas como los hermanos Mohamed y Amer Al Jazghy, así como un hijo de este último, de nombre también Amer. El responsable médico precisó que el objetivo del bombardeo era un automóvil en el que presuntamente circulaban tres milicianos y en cuyas cercanías se encontraban las víctimas. Los tres ocupantes del vehículo lograron escapar.

Archivado En:

Te puede interesar

Lo más visto en...

Top 50